acapulco resort & spa hotel 4* superior cipro

La utilización de ibuprofeno en pacientes que consumen habitualmente alcohol (tres o más bebidas alcohólicas cerveza, vino, licor- al día) puede provocar hemorragia de estómago.

Embarazo, lactancia y fertilidad

Si está embarazada o en período de lactancia, cree que podría estar embarazada o tiene intención de quedarse embarazada, consulte a su médico o farmacéutico antes de utilizar este medicamento.

No se debe tomar ibuprofeno durante el embarazo, especialmente durante el tercer trimestre (ver sección precauciones durante el embarazo y en mujeres en edad fértil).

Aunque sólo pasan pequeñas cantidades del medicamento a la leche materna, se recomienda no tomar ibuprofeno por períodos prolongados durante la lactancia. No es necesario interrumpir la lactancia durante un tratamiento corto con la dosis recomendada para dolor y fiebre.

Por ello, si se queda embarazada o está en período de lactancia, consulte a su médico.

Conducción y uso de máquinas

Si experimenta mareo, vértigo, alteraciones de la visión u otros síntomas mientras esté tomando este medicamento, no deberá conducir ni utilizar maquinaria. Si solamente toma una dosis de ibuprofeno o durante un periodo corto, no es necesario que adopte precauciones especiales.

Paidofebril contiene benzoato sódico (E-211), glicerol (E-422) y jarabe de maltitol (E-965).

Información importante sobre algunos de los componentes de Paidofebril 20 mg/ml suspensión oral

Este medicamento por contener glicerol como excipiente puede ser perjudicial a dosis elevadas. Puede provocar dolor de cabeza, molestias de estómago y diarrea.

Por contener benzoato sódico (E-211) como excipiente puede irritar ligeramente los ojos, la piel y las mucosas. También puede aumentar el riesgo de coloración amarillenta de la piel (ictericia) en recién nacidos.

Este medicamento contiene jarabe de maltitol (E-965), por lo que si usted tiene una intolerancia a algunos azúcares, debe contactar con su médico antes de tomar este medicamento.

Recuerde tomar su medicamento.

Su médico le indicará la duración del tratamiento con Paidofebril. No suspenda el tratamiento antes, ya que entonces no se obtendrían los resultados esperados. Del mismo modo tampoco emplee Paidofebril más tiempo del indicado por su médico.

Paidofebril es una suspensión para la administración por vía oral.

Para una dosificación exacta, el envase contiene una jeringa oral graduada de 5 ml. Primero debe agitar la suspensión, luego el dosificador se introduce en el tapón perforado, se invierte el frasco, se tira del émbolo hasta que el líquido alcance la cantidad prescrita por el médico, se vuelve el frasco a su posición inicial y se retira el dosificador.

La jeringa deberá limpiarse y secarse después de cada uso.

Si tiene el estómago sensible, tome el medicamento con las comidas.

Uso en niños y adolescentes

La dosis administrada de ibuprofeno depende de la edad y del peso del niño. Para niños de 6 meses hasta 12 años, la dosis diaria recomendada es de 20 a 30 mg/kg de peso, repartida en tres o cuatro tomas (ver tabla). El intervalo entre dosis dependerá de la evolución de los síntomas, pero nunca será inferior a 4 horas.

Prospecto: información para la usuaria

Climen comprimidos recubiertos

Valerato de estradiol / acetato de ciproterona

Lea todo el prospecto detenidamente antes de empezar a tomar este medicamento , porque contiene información importante para usted .

- Conserve este prospecto, ya que puede tener que volver a leerlo.

- Si tiene alguna duda, consulte a su médico o farmacéutico.

- Este medicamento se le ha recetado solamente a usted y no debe dárselo a otras personas, aunque tengan los mismos síntomas que usted, ya que puede perjudicarles.

- Si experimenta efectos adversos, consulte a su médico o farmacéutico, incluso si se trata de efectos adversos que no aparecen en este prospecto. Ver sección 4.

Contenido del prospecto:

1. Qué es Climen y para qué se utiliza

ciprofloxacin 500mg para que se utiliza

  • Exámenes de laboratorio.
  • Exámenes de la función hepática - serie de exámenes de sangre especiales que pueden determinar si el hígado funciona correctamente.
  • Biopsia del hígado - procedimiento en el que se toman muestras de tejido del hígado (con aguja o durante una operación) para examinarlas con un microscopio.

El tratamiento específico de la enfermedad del hígado inducida por el alcohol será determinado por su médico basándose en lo siguiente:

  • Su edad, su estado general de salud y su historia médica.
  • Qué tan avanzada está la enfermedad.
  • Su tolerancia a determinados medicamentos, procedimientos o terapias.
  • Sus expectativas para la trayectoria de la enfermedad.
  • Su opinión o preferencia.

El objetivo del tratamiento es restablecer algunas o todas las funciones normales del hígado. Por lo general, el tratamiento comienza con una abstinencia completa de alcohol. El hígado tiene grandes propiedades de autorregeneración y a menudo puede reparar parte del daño provocado por el alcohol. En la mayoría de los casos, el único daño que no puede revertir son las cicatrices provocadas por la cirrosis.

Haz click aquí para ir a la página de
Recursos en la Red de Las Enfermedades del Hígado, la Bilis y el Páncreas

Las consecuencias del alcoholismo pueden ser físicas, psicológicas y sociales, y son más graves cuanto más frecuente es el consumo, tanto en adolescentes, como en jóvenes y adultos. Beber demasiado en una sola ocasión o frecuentemente puede tener serios efectos perjudiciales en tu salud.

Actualmente es especialmente preocupante en los jóvenes, los cuales han aumentado el consumo de alcohol en los últimos años.

La adicción al alcohol, o alcoholismo, se diagnostica médicamente como una enfermedad que se manifiesta con el uso frecuente del alcohol, a pesar de las repercusiones negativas y riesgos que tiene en la vida de las personas.

Los efectos a corto plazo al beber demasiado difieren dependiendo del peso de la persona, otras condiciones físicas y si consume o no en ayuno. Aunque al principio los efectos son agradables, pasado un tiempo llega la descoordinación, pérdida de memoria y de visión… Por otra parte, estos efectos a corto plazo puede ser aún peores si el alcohol se consume junto a otras sustancias psicoactivas.

El consumo excesivo a largo plazo de alcohol causa la muerte de células cerebrales, lo que puede conducir a trastornos mentales, así como un menor nivel de función mental o física.

El daño hepático causado por el alcohol puede resultar en cirrosis, una condición médica severa que puede requerir un trasplante de hígado. Además, se puede desarrollar pancreatitis, una grave inflamación del páncreas.

A continuación veremos las consecuencias físicas, psicológicas, sociales y personales/relacionales.

El alcohol es una sustancia soluble en agua y circula libremente por todo el organismo afectando a células y tejidos, comienza un proceso de cambios metabólicos, que en su primera etapa da lugar al acetaldehído que es más tóxico que el alcohol.

La oxidación del alcohol en los tejidos (principalmente en el hígado) determina una importante utilización de sustancias que existen en forma limitada e indispensables para el metabolismo adecuado de las grasas.

Cuando el consumo del alcohol es excesivo, el malgasto de estas sustancias provoca graves alteraciones en el metabolismo de las grasas, lo que da como resultado hígado graso o esteatosis hepática, que de no ser controlada con la supresión del consumo del alcohol llevaría posteriormente a la cirrosis hepática, una de las complicaciones más serias y frecuentes de los alcohólicos.

Algunas de las consecuencias físicas son:

Beber mucho puede provocar que disminuya la cantidad de oxígeno que llevan los glóbulos rojos.

Esta condición, conocida como anemia, puede provocar síntomas como fatiga, problemas de respiración o dolores de cabeza.

Beber frecuentemente (varias veces por semana) o beber demasiado en una sola ocasión puede provocar problemas en el corazón como:

  • Alta presión arterial.
  • Cardiomiopatías.
  • Arritmias.
  • Stroke.

En 2005, investigadores de la Universidad de Harvard, encontraron que el riesgo de muerte en personas que habían sufrido un ataque al corazón era el doble si bebían.

Beber alcohol frecuentemente puede provocar graves perjuicios en el hígado:

Aunque el alcohol no es determinante de cáncer por acción directa sobre los tejidos, sí es un disolvente muy efectivo para las sustancias cancerígenas y permite la libre circulación de estas por todo el organismo, lo que aumenta el riesgo de cáncer de lengua, boca, faringe, laringe, esófago e hígado, así como de cáncer de colon, recto, mama y pulmones.

El alcohol puede incrementar el riesgo de desarrollas ciertos tipos de cáncer:

Los científicos creen que el riesgo llega cuando el cuerpo convierte el alcohol en acetaldehido, un potente carcinógeno.

El riesgo de cáncer es aún mayor en los bebedores que también fuman.

El alcohol tiene como resultado final hipertensión arterial por la ingestión exagerada de lípidos y el efecto sobre las glándulas suprarrenales que producen cortisona.

El alcohol puede modificar el funcionamiento del sistema nervioso simpático, el cual controla la constricción y dilatación de los vasos sanguíneos en respuesta al estrés, temperatura o esfuerzo.

La alta presión arterial puede guiar a muchos otros problemas de salud: enfermedades del corazón, renales o infartos cerebrales.

La ingesta crónica de alcohol puede provocar la disminución de importantes funciones celulares en los pulmones.

El uso crónico y excesivo del alcohol esta asociado con un amplio rango de desordenes de la piel: urticaria, psoriasis, dermatitis seborreica y rosacea.

El consumo a largo plazo de alcohol puede provocar daños en el sistema nervioso central y en el sistema nervioso periférico, resultando en una pérdida de deseo sexual e impotencia en hombres. Esto se produce por la reducción de la testosterona por atrofia de los testículos.

Las bebidas alcohólicas son depresoras de la función sexual. En personas normales que ocasionalmente beben en exceso, el efecto depresor transitorio sobre el sistema nervioso, sobre el cerebro y médula espinal, actúa como bloqueador de los reflejos que determinan en gran parte la erección y la eyaculación.

Beber demasiado puede debilitar tu sistema inmune, haciendo que sea más sencillo que el cuerpo contraiga enfermedades.

Los bebedores crónicos tienen más probabilidades de contraer enfermedades como la neumonía o la tuberculosis que la gente que no bebe alcohol.

Por otra parte, beber mucho en una ocasión puede disminuir la habilidad de tu cuerpo para combatir infecciones, incluso 24 horas después de emborracharse.

Visita este artículo para aprender a subir tus defensas.

cipro de niños

El alcohólico
En cambio, el alcoholismo es una enfermedad crónica e irreversible (incurable) caracterizada por la adicción al alcohol (dependencia psíquica y física a esa sustancia). Una persona que ha desarrollado el alcoholismo, aunque deje de beber seguirá siendo alcohólica. Un bebedor normal o un alcohólico pueden estar borrachos en un momento dado, pero un alcohólico, aunque no esté borracho, sigue siendo un alcohólico.

El enfermo alcohólico
El término Enfermedad Crónica se refiere a un estado patológico que el individuo tendrá toda su vida. Este desorden crónico podrá tener etapas de control o asintomáticas en donde no se manifiesten los síntomas de la enfermedad, pero esta se mantiene potencialmente dentro del paciente afectado. No hay que olvidar que un gran porcentaje de las enfermedades que se atienden dentro de la medicina son crónicas. Ejemplos de enfermedades crónicas son la diabetes, el reumatismo, las alergias, la insuficiencia coronaria, la epilepsia, el colon irritable, etcétera. Una enfermedad crónica se controla, pero no se cura. Un diabético que siga la dieta prescrita, que tome sus medicamentos hipoglucemiantes regularmente, que asista con disciplina a sus consultas y que se someta regularmente a los exámenes de laboratorio que le solicite el médico, seguramente estará bien controlado de su diabetes y pueda hacer una vida normal, pero no podemos decir que esté curado puesto que, si descuida su tratamiento o come carbohidratos en exceso, su padecimiento se descontrolará y corre el riesgo de caer un coma diabético. Lo mismo ocurre con el alcohólico, mientras no beba su padecimiento estará controlado, pero en cuanto vuelva a beber los síntomas de su enfermedad crónica se volverán a manifestar, poniendo en riesgo su salud e incluso su vida.

Como se reconoce la enfermedad
Pasaremos ahora a analizar el término desarrollo insidioso. Se dice que la enfermedad del alcoholismo tiene un desarrollo insidioso porque es muy difícil precisar el momento en que se declara. En esto radica una de las principales dificultades para el diagnóstico temprano del alcoholismo, y lo más importante: que el sujeto afectado identifique, reconozca y acepte que se le ha declarado una enfermedad que pone en riesgo su salud y su propia vida. La mayor parte de los enfermos alcohólicos reconocen su enfermedad o solicitan ayuda médica cuando ya está muy avanzado el proceso o se ha presentado alguna complicación médica muy grave que está comprometiendo su vida. Igualmente, muchos médicos o psicoterapeutas, por la misma insidia de la enfermedad, no saben reconocerla oportunamente y, en muchos casos, sólo le dan al bebedor problema la categoría de enfermo cuando ha desarrollado alguna complicación médica, como puede ser la cirrosis hepática o el Delirium Tremens (delirio con temblor).

Del uso al abuso
Este desarrollo insidioso radica en que el proceso morboso (enfermo) que conduce al alcoholismo en sus etapas prepatológicas evoluciona muy lentamente (en cinco, diez o más años) y de una forma muy sutil, de modo que casi nadie detecta los síntomas prodrómicos de la enfermedad. Durante la etapa previa a que ésta se declare, no existe mucha diferencia entre un bebedor social y un bebedor problema. Es muy difícil precisar el momento en que el bebedor se convierte en alcohólico. El bebedor ya pasando por ciertas etapas antes de llegar al alcoholismo. Al principio sólo bebe en forma ocasional, más tarde empieza a beber en forma habitual (aquí desarrolla un hábito), luego empieza a consumir alcohol en forma excesiva y cae en lo que se llama abuso del alcohol o bebedor excesivo. Esto ya constituye un problema sanitario aunque todavía no se desarrolla una franca adicción al alcohol, que es justamente la última etapa del proceso que marca el cruce de la frontera entre el bebedor y el alcohólico. La medicina se basa en dos parámetros clínicos para determinar si un bebedor excesivo se ha convertido en alcohólico. Estos dos parámetros son: la Tolerancia y el Síndrome de Supresión.

La Tolerancia se define como una adaptación biológica del organismo al alcohol, por la cual el bebedor necesita mayor cantidad para obtener los mismos efectos que antes lograba con menor cantidad.

Del abuso a la adicción
Cuando aparece el fenómeno de la Tolerancia en un bebedor esto suele resultar muy engañoso, pues lejos de que la cause preocupación siente que ya ha aprendido a beber, cada día aguanta más y, a diferencia de antes, ahora consume grandes cantidades de alcohol sin que se presenten síntomas tempranos de borrachera. En este punto peligroso en que la gente cree que ya aprendió a beber, el bebedor se confía y cada vez consume alcohol en mayor cantidad, con mayor velocidad, durante más tiempo y con más frecuencia. Esta adaptación biológica consiste en una serie de cambios metabólicos de tipo adaptativo que ocurren en la intimidad del hígado y del cerebro, dando lugar a una serie de transformaciones neuroquímicas en las vía metabólicas de degradación del alcohol, lo que finalmente conduce al fenómeno de la compulsión. Esta determina la incapacidad del individuo para controlar su manera de beber, caer con más frecuencia en el exceso alcohólico y presentar problemas de conducta que van a afectar su vida familiar, laboral y social.

Estos cambios neurobiológicos que ocurren en la intimidad del cerebro son irreversibles, es decir, si el sujeto alcohólico deja de beber por un tiempo pero más tarde vuelve a consumir alcohol, el cerebro volverá a reaccionar en la misma forma que la última vez que bebió y tarde o temprano vuelve a aparecer el fenómeno de la compulsión. Esto es lo que los expertos de la oms llaman: “Reinstalación del Síndrome de Dependencia una vez que el alcohólico vuelve a beber”.

El segundo parámetro para saber si el bebedor excesivo ya desarrolló una dependencia física al alcohol es el Síndrome de Supresión. Este constituye un conjunto de síntomas físicos y psíquicos que presenta un bebedor problema después de haber bebido excesivamente durante varias horas o días, cuando empiezan a bajar sus niveles de alcohol en la sangre. Lo anterior quiere decir que, una vez alcanzados niveles sistemáticamente altos de alcohol en la sangre, se genera una adaptación metabólica del organismo a estos altos niveles de alcoholemia. Cuando la persona deja de beber, los niveles de alcohol en la sangre empiezan a bajar. Como el organismo ya está adaptado al alcohol, al disminuir la alcoholemia se produce una reacción de desadaptación metabólica, lo que se manifiesta a través de síntomas y signos muy severos que provocan un alto grado de sufrimiento del paciente. Por decirlo en otra forma, el organismo protesta porque se reducen los niveles sanguíneos de una droga a la que ya se adaptó, presentándose dichas molestias que son una forma de alarma para obligar al adicto a que siga bebiendo.

De la adicción a la falta de control
Esta incapacidad de control, que es el síntoma cardinal del alcoholismo, deriva de la ya mencionada compulsión proveniente de las transformaciones neuroquímicas que sufre el alcohólico en la intimidad de su cerebro y también del Síndrome de Supresión. Por el temor de presentarlo, el alcohólico sigue bebiendo para que no disminuyan sus niveles séricos (sanguíneos) de alcohol.

Las consecuencias
Las consecuencias lógicas de esta incapacidad de controlar la manera de beber son la ingesta excesiva de alcohol y los trastornos de la conducta, los cuales dan lugar a la transformación de la personalidad del alcohólico cuando se embriaga. El individuo se torna irresponsable, necio, agresivo, repugnante y peligroso. Desarrolla problemas de salud física y mental como consecuencia de los niveles tóxicos de alcohol que frecuentemente presenta y de los problemas a nivel de su familia, de su trabajo o su escuela y también de tipo legal o de desprestigio social. No es necesario que se presenten estos cuatro tipos de complicaciones para hablar de alcoholismo. Con una sola de estas áreas afectada es más que suficiente para apoyar el diagnóstico.

Herencia y/o aprendizaje
El último elemento de la definición se refiere a la etiopatogenia de la enfermedad. El individuo desarrolla una dependencia psíquica (obsesión por la bebida y necesidad de su consumo para aliviar tensiones) y física (compulsión por la bebida e incapacidad para detenerse una vez que se ha empezado a beber), como consecuencia de dos factores: uno de tipo heredado y otro de tipo aprendido. El factor heredado es una predisposición genética hacia la enfermedad con la cual seguramente nació el individuo. Está ampliamente demostrado el factor genético en la etiología del alcoholismo, ya que todos los alcohólicos tienen un familiar en primero o segundo grado que también lo es, aunque vale la pena aclarar que esta predisposición genética no es determinante para el desarrollo del alcoholismo sino que, necesariamente, tiene que interactuar con los otros dos factores etiológicos de la enfermedad, que son el factor psicológico (vulnerabilidad psicológica para el manejo de las emociones) y el factor sociocultural (estar inmerso en un medio propicio para el consumo inmoderado de bebidas alcohólicas).

El factor aprendido se refiere a la influencia sociocultural que recibe el bebedor. La mayor parte de los bebedores, genéticamente predispuestos hacia la enfermedad del alcoholismo y con una vulnerabilidad psicológica que les dificulta el manejo de sus emociones, son presa fácil de un medio ambiente lleno de mitos, prejuicios y tradiciones culturales que los orillan al consumo frecuente y excesivo de alcohol (bebedor excesivo habitual). El bebedor, al exponer su organismo a niveles sistemáticamente tóxicos de alcohol, induce los ya mencionados cambios neuroquímicos en las vías metabólicas hepato-neuronales, dando lugar a las transformaciones biopatológicas que determinan la dependencia física y por tanto la adicción al alcohol.

Quizá ahora quede un poco más claro el porqué el alcoholismo es una enfermedad compleja, multifactorial (bio-psico-social), que presenta diferentes fases en su desarrollo evolutivo (prealcohólica, inicial, crítica y terminal) y que para su comprensión, manejo y tratamiento requiere de un abordaje interdisciplinario altamente capacitado.

Nota
El doctor José Antonio Elizondo L. es médico psiquiatra, director del CAIPA (Centro de Atención Integral en Problemas de Adicciones).

¿QUÉ ES?
El alcohol es una droga depresora del Sistema Nervioso Central que inhibe progresivamente las funciones cerebrales. Afecta a la capacidad de autocontrol, produciendo inicialmente euforia y desinhibición, por lo que puede confundirse con un estimulante.
El principal componente de las bebidas alcohólicas es el etanol o alcohol etílico, que tiene diferente concentración dependiendo de su proceso de elaboración. Las bebidas alcohólicas pueden ser:
• Fermentadas: vino, cerveza y sidra. Tienen una graduación entre los 4º y los 15º. Se producen por la fermentación de los azúcares de las frutas o de los cereales.
• Destiladas: son el resultado de la destilación de las bebidas fermentadas, con lo que tienen mayor concentración de alcohol. El orujo, el pacharán, el vodka, el whisky, el ron o la ginebra tienen entre 40º y 50º. Esto supone que el 40% o el 50% de lo que se bebe es alcohol puro.
Graduación alcohólica
La graduación de una bebida indica, aproximadamente, el volumen de alcohol etílico que contiene. Así, una botella de vino de 12º contiene un 12% de alcohol puro.
¿QUÉ EFECTOS INMEDIATOS PRODUCE EN EL ORGANISMO?


El alcohol ingerido en una bebida es absorbido en el aparato digestivo, desde donde pasa a la circulación sanguínea en la que puede permanecer hasta 18 horas. Es eliminado finalmente a través del hígado. La presencia continuada de alcohol en el organismo y su consumo repetido es responsable de la mayoría de las lesiones que esta sustancia produce en nuestro cuerpo, como la cirrosis hepática o las encefalopatías en las que el funcionamiento de hígado y cerebro se ve gravemente alterado.
Pocos minutos después de haber bebido, pueden aparecer una serie de efectos, cuya manifestación varía según la cantidad ingerida y las características de cada persona. Por orden de aparición en el tiempo y en relación con la concentración de alcohol en el organismo, estos efectos serían los siguientes:

(1) Los efectos de la intoxicación aguda pueden variar en función del peso, la edad y estado de salud.
En los casos en que la concentración sanguínea de alcohol alcance o supere los 3 gramos de alcohol por litro pueden aparecer apatía y somnolencia, coma o incluso muerte por parálisis de los centros respiratorio y vasomotor.
Los efectos del alcohol dependen de la cantidad consumida, pero existen otras circunstancias que los pueden acelerar o agravar:
La edad: Los jóvenes son más sensibles a los efectos del alcohol en actividades que tienen que ver con la planificación, memoria y aprendizaje, y son más “resistentes” que los adultos a los efectos sedantes y a la descoordinación motora.

El peso y el sexo: El alcohol afecta de modo más grave a las personas con menor masa corporal. En general, la mujer pesa menos y el tamaño de sus órganos internos es proporcionalmente más pequeño. Por lo tanto, menores cantidades de alcohol pueden generar más rápidamente daños psico-orgánicos y desarrollar problemas con el alcohol más fácilmente que en el varón.

La cantidad y rapidez de la ingesta: Según la cantidad de alcohol consumida, puede considerarse como de bajo, alto riesgo o peligroso. A mayor ingesta de alcohol en menor tiempo, mayor posibilidad de intoxicación.

La combinación con bebidas carbónicas (tónica, colas, etc.) acelera la intoxicación.

La ingestión simultánea de comida, especialmente de alimentos grasos, enlentece la intoxicación pero no evita ni reduce los daños al organismo.

La combinación con otras sustancias, como los tranquilizantes, relajantes musculares y analgésicos, potencia los efectos sedantes del alcohol. Cuando se combina con cannabis se incrementan los efectos sedantes de ambas sustancias; en el caso de la cocaína, que es un estimulante, los efectos se contrarrestan, pero la toxicidad de ambas sustancias es mayor que si se consumieran por separado.
¿QUÉ RIESGOS Y CONSECUENCIAS TIENE EL CONSUMO DE ALCOHOL?
El consumo de alcohol durante los fines de semana, sobre todo entre los jóvenes, se ha convertido en un problema de salud pública. Las investigaciones desarrolladas en los últimos treinta años, han demostrado que el consumo excesivo de alcohol puede provocar graves trastornos físicos, psicológicos y del comportamiento. El riesgo de padecer estos trastornos a lo largo de la vida es mayor cuando este consumo se inicia en la adolescencia.
Los problemas derivados del abuso de alcohol pueden producirse tanto a corto como a largo plazo.
A CORTO PLAZO (efectos agudos)
El abuso de alcohol conlleva los siguientes riesgos:
• Se puede llegar a la intoxicación etílica, que puede provocar un coma e incluso la muerte.
• Favorece conductas de riesgo, ya que el alcohol desinhibe y, además, provoca una falsa sensación de seguridad. Por ello, está relacionado con accidentes de tráfico y laborales o con prácticas sexuales de riesgo que pueden llevar a contraer enfermedades de transmisión sexual y embarazos no deseados.
Viajar en un vehículo cuyo conductor ha bebido
Según el Observatorio Español sobre Drogas, uno de cada diez estudiantes de 14 y 18 años ha conducido vehículos bajo los efectos del alcohol, y dos de cada diez han sido pasajeros de un vehículo cuyo conductor había bebido alcohol.

Intoxicaciones etílicas en menores
Las intoxicaciones etílicas en menores durante los fines de semana han aumentado en los últimos años. Según un estudio de la Sociedad Española de Urgencias Pediátricas, el 48,6 % de los menores de 12 a 18 años atendidos por intoxicación en urgencias hospitalarias, habían consumido alcohol y/o drogas ilegales. El 67,1% de ellos acudió entre las 20 h del viernes a las 9h del lunes. El 92,9% había consumido alcohol (un 10% de éstos consumieron además drogas ilegales) y el 7,1% restante consumió únicamente drogas ilegales.
A LARGO PLAZO (efectos crónicos)
El consumo excesivo de alcohol puede provocar importantes problemas de salud, conflictos familiares y sociales. Estos efectos pueden presentarse incluso en el caso de personas que no hayan desarrollado una dependencia y, por tanto, no sean consideradas alcohólicas. Destacan los siguientes:
• Hipertensión arterial
• Alteraciones del sueño
• Gastritis
• Agresividad
• Úlcera gastroduodenal
• Depresión
• Cirrosis hepática
• Disfunciones sexuales
• Cardiopatías
• Deterioro cognitivo
• Encefalopatías
• Demencia
• Cáncer
• Psicosis

El alcohol afecta a todo el mundo. Cuando una persona bebe, el alcohol es absorbido directamente a través de la pared del estómago y los intestinos hacia el flujo sanguíneo, donde se distribuye al resto del cuerpo.

El alcohol cambia la función de cada célula en la que ingresa, aunque existe cierta cantidad que puede ser desintoxicada con el paso del tiempo. Sin embargo, el exceso puede generar enfermedades del hígado y afectar el cerebro, el corazón, los músculos y otros tejidos.

Cuando el hígado lidia con demasiado alcohol, las funciones normales pueden verse interrumpidas debido a un desbalance químico. Si el hígado necesita desintoxicarse de alcohol constantemente, sus células pueden destruirse o alterarse, generando depósitos de grasa o, en casos más serios, hepatitis alcohólica, cirrosis o incluso cáncer de hígado.

No, es la cantidad de alcohol que incluye una bebida lo que importa, no el tipo de bebida. Beber alcohol todos los días, con más de 4 bebidas a la vez, puede ser dañino para tu hígado. Por ejemplo, una bebida equivale a:

  • 340 ml de cerveza
  • 142 ml de vino
  • 86 ml de jerez u oporto
  • 43 ml de licor o aguardiente

Cada uno de estos casos tiene el mismo efecto en el hígado sin importar si se toma solo o diluido. Por otro lado, si tienes enfermedades del hígado, la alternativa más segura es no beber.

Más de tres cuartas partes de la célula de tu hígado habrían dejado de funcionar antes de que te des cuenta del daño en tu hígado. Es importante consultar a tu médico y ser honesto sobre el consumo del alcohol. A través de check ups constantes y exámenes de sangre, tu médico puede detectar síntomas tempranos de enfermedades del hígado.

Si el hígado no está realizando bien sus funciones, el resto del cuerpo lo notará rápidamente debido a la falta de nutrientes y el exceso de desperdicios presentes. Algunos síntomas y complicaciones incluyen:

cipro el salvador 12 corazones

El trasplante hepático es un recurso terapéutico que debe tenerse en cuenta y utilizarlo cuando el paciente cumpla los criterios para éste.

Subject headings: LIVER DISEASES; HEPATITIS, AUTOIMMUNE/genetics.

  1. Krawitt EL. Autoimmune hepatitis: classification, heterogeneity and treatment. Am J Med 1994;(Suppl 1A):23S-26S.
  2. Sherlock S. Hepatitis crónica. En: Bockus HL. Gastroenterología. Barcelona:Salvat,1981:291-311.
  3. Salas Roig J. Cirrosis hepática. En: Pedro Pons A. Patología y clínica médicas. La Habana:1967;t1:798 (Edición Revolucionaria).
  4. Johnson PJ, McFarlane IG, Álvarez F, Bianchi FB, Bianchi LB. Autoimmune Hepatitis Group. Hepatology 1993;18:998-1005.
  5. Nouri-Aria KT, Hegarty JE, Alexander GJM, Eddleston ALWF, William R. Effect of corticosteroids on suppressor cell activity in "autoimmune" and viral chronic active hepatitis. N Engl J Med 1982;307:1301-4.
  6. Czaja AJ. Natural history, clinical features and treatment of autoimmune hepatitis. Semin Liver Dis 1984;4:1.
  7. Czaja AJ. Autoimmune hepatitis and viral infection. Gastroenterol Clin North Am 1994;23(3):547-66.
  8. Homberg JC, Nisen A, Bernard O, Abauaf N. Chronic active hepatitis associated with anti-liver/kidney microsome antibody type 1: a second type of "autoimmune" hepatitis. Hepatology 1987;7:1333-9.
  9. Hans S, Tredger M, Gregorio GV, Miell-Vergani G, Vergany D. Anti-liver cytosolic antigen type 1 (LC1) antibodies in childhood autoimmune liver disease. Hepatology 1995;21:68-72.
  10. Muñoz Espinosa LE, Ayala Mendoza SR. Diagnóstico etiológico de las enfermedades autoinmunes. En: Muñoz LE, Martínez FJ, García D. Manual de hepatología. Guadalajara:Ediciones Cuéllar,1994:16-1, 16-24.
  11. Ma Y, Pekman M, Lenzi M, Gaken J, Thomas MG, Farzaneh F, et al. Razones en contra de una subclasificación de la hepatitis crónica autoimmune tipo II [letter] Lancet (Ed. esp) 1993;22(6):63-4.
  12. McFarlane IG, Smith HM, Johnson PJ, Bray GP, Vergani D, William R. Hepatitis C virus antibodies in chronic active hepatitis: pathogenic factor or false positive result? Lancet 1990;335:754-7.
  13. Michel G, Ritter A, Gerken G, Meyerzum-Büschenfelde KH, Decker R, Manns MP. Anti GOR and hepatitis C virus in autoimmune liver disease. Lancet 1992;339:267-9.
  14. Manns MP, Griffing KJ, Sullivan KF. LKM-1 autoantibodies recognize a short liver sequence in P45011 D6, a cytocrhome P-450 monooxygenase. J Clin Invest 1991;88:1370.
  15. Manns MP, Gerken G, Kyriatsoulis A. Characterization of a new group of autoimmune chronic active hepatitis by autoantibodies against a soluble liver antigen. Lancet 1987;1:292-4.
  16. Lashner BA, Jonas RB, Tang HS, Evans AA, Ozeran SE, Baker AL. Chronic autoimmune hepatitis: disease factors at diagnosis predictive of mortality. Am J Med 1988;85:609-14.
  17. Ohta Y. Report of the research subgroup of autoimmune hepatitis/primary biliary cirrosis. Gastroenterol Jpn 1993;28(Supple 4):128-33.
  18. Dowis PA, Leung P, Manns MP. M4 and M9 antibodies in the overlap syndrome of primary biliary cirrhosis and chronic active hepatitis: epitopes or epiphenomenon? Hepatology 1992;16:1128-36.
  19. Ben-Arí Z, Dhillon AP, Sherlock S. Autoimmune cholangiopathy: part of the spectrum of autoimmune chronic active hepatitis. Hepatology 1993;18:10-5.
  20. Heathcole EJ. Autoimmune cholangitis. Gut 1997;30:440-2.
  21. Czaja AJ. Low dose corticosteroid therapy after multiple relapse of HBsAg negative chronic active hepatitis. Hepatology 1990;11:1044-9.
  22. Czaja AL. Autoimmune hepatitis. Envolving concepts and treatment strategies. Dig Dis Sci 1995;40:435-56.
  23. Johnson PJ, Mc Farlane IG, Williams R. Azathioprine for long-term maintenance of remission in autoimmune hepatitis. N Engl J Med 1995;333:968-93.
  24. Maddrey WC, Combes B. Therapeutic concepts for the management of idiopathic autoimmune chronic hepatitis. Semin Liver Dis 1991;11:248-55.
  25. Danielsson A, Prytz H. Oral budesonide for treatment of autoimmune chronic active hepatitis. Aliment Pharmacol Ther 1994;8:585-90.
  26. Person JL, Mc Hutchison JG, Fong TL, Redeker AG. A case of cyclosporine sensitive, steroid-resistant, autoimmune chronic active hepatitis. J Clin Gastroenterol 1993;17:317-20.

Recibido: 9 de noviembre de 1998. Aprobado: 9 de diciembre de 1998.
Dra. Mirtha Infante Velázquez. Instituto Superior de Medicina Militar "Dr. Luis Díaz Soto". Avenida Monumental, Habana del Este, Ciudad de La Habana, Cuba. CP 11700.

1 Instituto Superior de Medicina Militar " Dr. Luis Díaz Soto ".
2 Hospital Clinicoquirúrgico " Hermanos Ameijeiras ".

Estás sufriendo de una inflamación en los tobillos? Lo más probable es que usted puede tener tobillo hinchado, una condición común que se observa en muchos hombres y mujeres cada año.

Como su nombre lo indica, los tobillos hinchados es un síndrome clínico caracterizado por la inflamación en las piernas, especialmente los tobillos. Este trastorno puede afectar tobillo de una o ambas piernas. En algunas situaciones, las pantorrillas y los muslos también puede sufrir una inflamación.

La condición puede aparecer en jóvenes y viejos por igual. Usted puede encontrar los tobillos hinchados en los hombres como a las mujeres. Puede surgir una serie de problemas de salud. También puede ocurrir debido a varias complicaciones físicas y situaciones de estrés.

Tobillos hinchados surgir con un número de otros síntomas como:

Los tobillos y las piernas se hinchan región inferior en los pacientes con este síndrome. Es el síntoma más visible de las personas con este trastorno.

Los tobillos se hinchan generalmente en algún momento después de que el paciente se despierta en la mañana. La inflamación se agrava a medida que avanza el día.

En algunos casos, pequeños hoyos se forman sobre la superficie de la piel del tobillo. Este se forma cuando la persona que tiene los tobillos inflamados sufre de edema, una enfermedad que se caracteriza por la retención de líquido en los tejidos del cuerpo y las células y cavidades serosas. La retención a largo plazo de fluido en los tobillos provoca formación de picaduras en la piel. En la retención de líquidos inflamados tobillos es la causa subyacente importante.

Al presionar el área de la piel inflamada durante unos segundos se mostrará la sangría.

Si la hinchazón se produce debido a las tensiones o esguinces en el tobillo, los pacientes pueden experimentar dolor en la región inflamada. Dolor tobillos hinchados pueden causar dolor en el pie en los pacientes.

Qué causa la inflamación de los tobillos y los pies? Tobillos hinchados causas pueden ser:

En muchos pacientes con enfermedad de corazón hinchado los tobillos se encuentra que es una causa. Hinchazón de los tobillos puede ser un indicador de enfermedades del corazón.

En unos pocos casos de la enfermedad de hígado hinchado los tobillos puede ser la causa subyacente. Hinchazón del tobillo puede ser un síntoma de enfermedades hepáticas.

Las drogas, como bloqueador del canal de calcio, que se utilizan para curar la presión arterial alta puede causar efectos secundarios que incluyen los tobillos inflamados. En los pacientes con inflamación de los tobillos presión arterial alta es a menudo visto como un agente causal. Los esteroides y los antidepresivos también son vistas como causas de los tobillos hinchados. Estos medicamentos ensanchan los vasos sanguíneos pequeños que resultan en fugas de líquidos de los vasos a los tejidos. El líquido se recogieron alrededor de los tobillos y causar inflamación. También es una causa importante de inflamación de los tobillos.

Si el riñón deja de funcionar, inmediatamente se puede llevar a una acumulación de líquido en el cuerpo. Esto puede causar inflamación inmediata de las piernas.

Comer alimentos que contienen alto contenido de sal conduce a la retención de agua de alta. Esta es también una de las causas principales tobillo hinchado.

Los tobillos hinchados durante el embarazo es bastante común. Leve inflamación de los tobillos durante el embarazo es normal ya que los fluidos del cuerpo aumenta durante la maternidad para el mantenimiento tanto de la madre y el niño.

La tensión pre menstrual provoca cambios físicos y hormonales de otro tipo en el cuerpo. Esto lleva a muchos de los síntomas en las mujeres incluyen hinchazón de los tobillos.

Terapia de reemplazo hormonal conduce a la retención de cantidad en exceso de fluidos en el cuerpo. Las personas sometidas a terapia de reemplazo hormonal a menudo tienen tobillos inflamados debido a esto.

Anticonceptivos orales medicamentos dar lugar a efectos secundarios como la hinchazón del tobillo debido a la presencia de estrógeno en ellos.

La flebitis es una condición caracterizada por una inflamación en la vena de las piernas. Esto también es visto como una causa inflamación de los tobillos.

Reacciones alérgicas en el cuerpo también puede ser una razón detrás de la hinchazón del tobillo en los pacientes. La alergia alimentaria es otra de las causas detrás de este síndrome.

El uso de drogas también puede ser una razón detrás de esta condición. El uso de medicamentos como los diuréticos y los laxantes se considera a menudo para causar inflamación de los tobillos.

Esta condición, marcada por las venas hinchadas, se mantiene como una de las principales causas de este enfermedad.

Aumento de la grasa corporal también puede desencadenar este síndrome. Las personas obesas son muy susceptibles a esta condición.

La artritis de tobillo se ve a menudo como una de las causas de este trastorno. La gente que sufre de una lesión traumática del tobillo o la artritis reumatoide corren un gran riesgo de este síndrome. La artritis es una razón común para la aparición de los tobillos hinchados en las personas de edad avanzada.

La enfermedad también puede aparecer si una persona esguinces o distensiones sus tobillos.

En algunos casos, el uso de calcetines y medias apretadas contraigan las venas de las piernas y los pies. Esto causa hinchazón de los pies y los tobillos en muchos pacientes.

La enfermedad también afecta a las personas que están de pie o sentado por largos períodos de tiempo. Tobillos hinchados de pie es muy común.

El diagnóstico de la enfermedad depende de la condición de que el médico sospecha en el paciente. Si el médico sospecha una inflamación en el tobillo a causa de una lesión, él o ella puede aconsejar obtener una radiografía hecha. Al paciente se le preguntó acerca de su estilo de vida, los hábitos dietéticos y cualquier enfermedad reciente. La historia médica del paciente también se tiene en cuenta para un tratamiento eficaz.

B. Detectando/Diagnosticando la Artritis

1. Las radiografías son efectivas para mostrar la degenración de las articulaciones que
resultan de la osteoartritis y pueden revelar la enfermedad diez años o más antes que
surjan los síntomas.

2. Las pruebas sanguíneas para determinar la sedimentación de los eritrocitos (globulos
rojos), una prueba que indica cuan rápido los globulos rojos se asentan en un tubo, son utilizadas para detectar la artritis reumatoide.

C. Tratamiento para la Artritis

1. No existe niguna cura conocida para la artritis.

2. El tratamiento se dirige en aliviar el dolor y la inflamación.

3. La dieta no representa un factor causar ni una cura para la artritis.

4. El tratamiento actual depende del tipo de artritis, su severidad y como responde la
artritis.

5. Los enfoque básicos para el tratamiento de la artritis incluyen:

1) La administración de aspirina representa la mayor parte del tratamiento.

2) Otras drogas utilizadas en la terapia incluyen inyecciones especiales de
medicamentos, cortizona, medicamentos antimalarios, agentes inmunosupresivos,
y medicamentos anti-inflamatorios.

b. Terapia con calor en la forma de baños calientes, paños/envolturas calientes,
lamparas de calor, y cera caliente es relajante y sedativo/confortable y ayuda a las
articulaciones a moverse con mayor eficiencia y con menos dolor.

c. La natación es frecuentemente recomendado porque el cuerpo pesa menos en el agua,
los cual facilita el movimiento de las extremidades.

f. Como último recurso se utiliza la cirugía, la cual puede proveer alivio al dolor y
retornar el movimiento a las articulaciones degeneradas en algunos casos cuando
ningún otro tratamiento funciona.

1. El pericráneo (cuero cabelludo), vasos sanguíneos, y ciertos revestimientos del cerebro
son sensitivos al dolor. (El cerebro y los huesos del cráneo no perciben dolor en una
estimulación directa).

2. La tensión muscular es la fuente más común para el dolor de cabeza.

3. El dolor de cabeza puede ser un síntoma de otra enfermedad.

4. Los doleres de cabeza pueden ser psicogénicos:

Esto significa que resultan del distres o estrés negativo, tales como los conflictos
emocionales y ansiedad.

B. Tipos de Dolores de Cabeza Crónicos:

1. Dolores de cabeza que resultan de las contracciones musculares (dolores de cabeza de
tensión):

a. El dolor de cabeza surge sin advertencias.
b. Comunmente, el dolor aparece lentamente y se encuentra acompañado por una
percepción de pulsación (palpitación o latido) y desvaído o entumecimiento en la
cabeza.
c. Comunmente el dolor puede ser alivido con el relajamiento.

a. Los dolores de cabeza clasificados como migraña son de tipo vascular debido a que
resultan de la vasodilatación (dilatación de los vasos sanguíneos) de los vasos que
irritan los receptores de dolor.
b. Los síntomas iniciales pueden ser de tipo visual, en los cuales se pueden ver puntos
brillantes o luces centellantes.

3. Dolores de cabeza agrupados:

a. Son dolores de cabeza de tipo vascular inducidos por cambios en los vasos sanguíneos
de la cabeza.
b. Estos tipos de dolores de cabeza tienden a surgir en grupos durante un período de días,
semanas o meses.

4. Dolores de cabeza secundarios:

a. Son dolores de cabeza asociados con enfermedades, lesiones u otras condiciones de
salud.
b. Algunas condiciones de salud responsables para los dolores de cabeza secundarios
incluyen:

1) Hipertensión (alta presión arterial).
2) Infecciones sinusales.
3) Alergias.
4) Resfriado común.
5) Lesiones en la parte externa o interna de la cabeza.
6) Problemas con la vista.

5. Dolores de cabeza psicológicas o de conversión:

a. Causado por el estrés (distrés) y son completamente de origen psicológico, sin
manifestaciones físicas.
b. El dolor es real, pero no hay músculos involucrados y los vasos sanguíneos no se
encuentran dilatados.
c. Indiferentemente de cual sea la causa, estos dolores de cabeza no responden a
medicamentos/analgésicos comunmente utilizados para los dolores de cabeza.
d. Por lo regular, ocurren por años y se encuentran asociados con alteracines en sueño
nocturno (el dormir).

C. Como Manejar los Dolores de Cabeza

1. Los Dolores de cabeza leves son usualmente temporeros y por lo regular no requieren
ninguna atención médica. Estos dolores pueden prevenirse o aliviarse mediante:

video de cipro el salvador

La lista de los principales síntomas de la ictericia, obtenidos de varias fuentes, incluyen:

A continuación puedes ver enlaces de estados de salud o enfermedades que tienen algunos síntomas similares a los de la ictericia. Haciendo click en la imágen o el enlace inferior podrás ver más información sobre estas enfermedades o estados de salud y sus síntomas.

La cirrosis es una enfermedad crónica que afecta al hígado. Se asocia al consumo de alcohol a largo plazo aunque tiene otras causas. Alrededor de 800.000 personas mueren en el mundo debido a esta enfermedad.

En otro artículo hablamos de los quistes simples del hígado, hoy hablamos de otra enfermedad que afecta al hígado, la cirrosis, sus síntomas y causas.

Es una enfermedad crónica e irreversible que se caracteriza por la presencia de fibrosis y nódulos. Fibrosis son acumulaciones de tejido conectivo, se dañan las células del hígado y al tratar de regenerarlas se producen cicatrices o fibromas. Las células del hígado que no mueren en un intento de reemplazar a las células perdidas se multiplican y forman nódulos dentro del tejido de la cicatriz.

En la cirrosis la relación entre la sangre y las células del hígado se destruye. Las células que quedan no pueden eliminar las sustancias de desecho de la sangre, y la formación de cicatrices en el hígado obstruye el flujo de sangre en este órgano, lo que conduce a la llamada hipertensión portal.

Los pacientes con cirrosis pueden tener pocos síntomas o a veces estos síntomas pueden ser inespecíficos, es decir que no sugieren que la causa sea el hígado. Entre los síntomas más comunes de la cirrosis están:

Es una de las causas más frecuentes, sobre todo en el mundo occidental. El desarrollo de la cirrosis depende de la cantidad y regularidad de la ingesta de alcohol. Los bebedores crónicos que consumen grandes cantidades de alcohol lesionan las células del hígado. El 30% de las personas que beben diariamente de 250 ml a 500 ml de licor fuerte (ron, vodka, brandy, ginebra o similar) durante 15 años o mas desarrollaran cirrosis. El consumo de alcohol también produce complicaciones en el hígado como el “hígado graso”.

Enfermedad del Hígado graso no alcohólico

En este caso se debe a una acumulación de grasa en las células del hígado, estas personas no consumen grandes cantidades del alcohol, pero la imagen en el microscopio del hígado graso de este tipo se parece al que se obtiene en las personas que tienen un consumo excesivo del alcohol. Este trastorno se asocia con la resistencia a la insulina, el síndrome metabólico, la diabetes tipo 2 que a su vez se asocia con la obesidad.

En la hepatitis B o la C el virus infecta el hígado. Aunque la gran mayoría de personas con hepatitis A se recuperan por completo en semanas, los afectados por hepatitis B o C desarrollan hepatitis crónica que a su vez causa un daño al hígado de forma progresiva. Esta condición es un factor de riesgo para padecer cáncer o cirrosis.

Colangitis esclerosante primaria

Esta es una enfermedad poco frecuente, que se da más en personas con colitis ulcerosa. En el PSC los grandes conductos biliares fuera del hígado se inflaman y se obstruyen. La obstrucción del flujo de bilis conduce a infecciones de vias biliares y a la ictericia. En algunos casos también pueden provocar cirrosis.

Aunque la cirrosis es una enfermedad crónica irreversible, el tratamiento se dirige a evitar daños al hígado. Tratar las posibles complicaciones de la cirrosis y prevenir o detectar el cáncer de hígado en fase temprana. El trasplante de hígado está siendo una opción importante para el tratamiento de pacientes con cirrosis avanzada.

Hepatomegalia: ¿qué es esta enfermedad? La hepatomegalia es un aumento en el tamaño del hígado y es un signo del desarrollo de la enfermedad de este órgano.

El hígado de una persona sana es suave, puede sondearse sin dolor debajo del arco costal. Con la hepatomegalia, el hígado aumenta de tamaño, se vuelve más denso y se palpa fácilmente.

La hepatomegalia puede ser causada por:

  • enfermedades hepáticas (autoinmunes y de la hepatitis viral, fibrosis y cirrosis, equinococosis, enfermedades infecciosas crónicas, cáncer, enfermedades hepáticas, poliquísticos, envenenamiento tóxico, drogas o alcohol intoxicación)
  • trastornos metabólicos (hemocromatosis, hepatosis grasa, amiloidosis, degeneración hepatolenticular)
  • enfermedades cardiovasculares (insuficiencia circulatoria y pericarditis constrictiva)

Cuando las enfermedades hepáticas se ven directamente afectadas por sus células. Si se inicia el proceso de regeneración, el tejido conectivo reemplaza a algunos de los hepatocitos muertos, y el hígado aumenta de volumen y se llena de baches. Si hay un trastorno metabólico en el hígado, los productos metabólicos se acumulan, lo que lleva a un aumento en el órgano.

Con enfermedades cardiovasculares, estasis sanguínea, disminución del suministro de oxígeno y edema de los órganos, especialmente del hígado.

La enfermedad se manifiesta como signos de un aumento en el hígado. El paciente puede sentir incomodidad en el lado derecho o observar cambios externos en el cuerpo. A menudo, un hígado agrandado no se manifiesta antes del inicio de una forma aguda de la enfermedad.

Con el desarrollo de hepatomegalia aparecer náuseas, mal aliento, ardor de estómago, picazón en la piel, erupción petequial, la piel se vuelve amarillenta. Como resultado del aumento de hígado desarrolla ascitis (acumulación en el líquido abdomen habló de los vasos).

La hepatomegalia difusa se diagnostica por palpación cuando el paciente primero se pone en contacto con el médico. El médico determina la densidad, extensión y límites del hígado agrandado, determina la presencia de dolor. Porque la hepatomegalia no es una enfermedad independiente sino un signo de otra enfermedad, luego se realiza una encuesta durante el examen y se examina al paciente para identificar las causas probables de agrandamiento del hígado.

Dependiendo de la causa probable de un paciente se le asigna un número de pruebas de laboratorio (bioquímicos de la sangre y análisis serológico, análisis de rayos X del hígado, ultrasonido, resonancia magnética o TAC abdomen, las pruebas de coagulación de la sangre). laparoscopia diagnóstica puede ser asignado.

Para la condición de hígado diagnóstico conveniente grup¬pirovat diferencial, lo que lleva a su aumento, sobre la base de si el aumento se acompaña de que el cuerpo con un bazo agrandado, ascitis, ictericia, y también el aumento de la naturaleza (difusa o local).

La hepatomegalia se clasifica de acuerdo con la causa que causó la agrandamiento del hígado.
El término "hepatomegalia moderada" se refiere a las desviaciones de los indicadores de los cambios típicos normales, pero inconsistentes, para las enfermedades descritas anteriormente. Las manifestaciones moderadas de la hepatomegalia suelen ser el resultado de una dieta prolongada desequilibrada y la presencia de malos hábitos, especialmente el abuso del alcohol.

Si hay alguna manifestación de agrandamiento del hígado, descrita anteriormente, debe consultar a un médico. Con un tratamiento oportuno, las perspectivas son favorables.

El tratamiento incluye las siguientes actividades:

  • Terapia de la enfermedad subyacente que causó la agrandamiento del hígado
  • Cumplimiento de la dieta
  • Recepción de medicamentos hepatoprotectores

En caso de complicaciones, el tratamiento también incluye el uso de diuréticos y hepatoprotectores, un complejo de vitaminas y dieta. Hay un trasplante de hígado

Sin un tratamiento oportuno, una enfermedad acompañada de hematomegalia puede complicarse por insuficiencia hepática, descompensación del hígado, hemorragia.

Muchas gracias, no me imagine que pudiera ser eso,que examen me puedo realizar para saber si el problema es hepatico?pero me dare prisa en sacar una cita, de todas maneras estare en comunicacion,gracias por su respuesta.

yaquelin: Los estudios tiene que indicarlos un médico porque pueden ser ecografía o tomografía, análisis de sangre o las pruebas que considere adecuadas. Esto sería en caso de ser necesarias, porque de pronto sólo con examinarte ya es suficiente para saber lo que ocurre y no tienes que hacerte ningún tipo de estudio.

hola les paso a contar mi problema desde algún tiempo como un mes me pica todo el cuerpo,en especial los brazos el sintoma que experimento es mucho picor,y lo otro es una sensacion como si anduvieran bichos por debajo de mi piel.
y lo otro que no tengo marcas o ronchas que se puedan ver.solamente las que yo dejo al rascarme.
y lo otro que me siento cansado y con dolores en las piernas y un pequeño malestar en el estomago.y ya no puedo dormir bien por que me siento con mucho calor y picor

nachopou: Te dejo un enlace a este tema: Causas de picazón en el cuerpo, para que leas sobre las causas más frecuentes, verás que son varias y por esa razón te aconsejo que consultes a un médico para que te examine ya que no existe ninguna otra forma de saber a que se debe y es imposible darte siquiera una idea de porqué te está ocurriendo eso.

mi picazon con mucha comezon me enpieza por la noche en cuanto me acuesto parece que me pican animalitos muy pequeños o invisibles porque nunca los puedo tocar y me corren desde la cabeza hasta las pies ya tengo mucho tiempo sintiendo esto.

ubaldo: La picazón en todo el cuerpo puede deberse a problemas en el hígado, pero también puede tener varias causas diferentes por eso es necesario consultar a un médico para que te examine, de esa forma sabrás cual es la causa y que tratamiento necesitas para solucionarlo.

Ola buenas necesito respuesta tengo 35 semanas de embarazo hace 15 dias me da mucha picazon en la piel y hace 4 dias orino de color amarillo oscuro. Fui al medico y me realizo el examen de sangre y la bilirubina salio alta. la solucion q me dieron fue tomar antibitico (ampicilina) y me cuidara en la comida. Debido a q el dr me diagnostico q posiblement tenga hepatitis A. Pero ya han pasado dos y tres dias y me siento igual. No veo solucion. Lo otro me preocupa es el bebe nacera con hepaptis A y cuales serian la prevencion ante el bebe recien nacido en todo. Gracias

Hola le cuento mi problema es que me da mucha comezon en el cuerpo y me salieron unos granitos que casi no se ven y algunos se marca un punto rojo pero cuando me rasco se nota mucho y es una comezon insoportable en algunas partes me salieron como granos hinchados como cuando te pica alguna hormiga y todo comenzo cuando me dormi con una amiga que dice que asi le pasaba queria saber que es o como lo puedo tratar ya tome loratadina pero no me funciono en nada

Alfredo: Si esa comezón en el cuerpo empezó al estar en contacto con una persona que también presentaba esos puntos rojos y granos, entonces no se trata de alergia sino del contagio de algún tipo de infección ya sea por parásitos, virus o bacterias y es imprescindible que te examine un médico porque tiene que observar la piel para saber que tipo de problema es y de acuerdo a la causa te indicará el medicamento específico para solucionarlo.

Hola, les cuento ayer me despierto a la madrugada porque me picaba el cuerpo, voy al baño y me doy cuenta que tengo ronchas gigantes en el cuerpo.
Ya me había pasado en otra oportunidad cuando hice una dieta proteica hará 4 meses y ahora estuve muy mal del estomago o del hígado “no se”y me vuelve a pasar! Mi análisis es que algo anda mal con el hígado!!
Ah la primera vez que me paso también a la madrugada, me levante y fui a la guardia me dieron una inyección y se me fue todo a las horas.
Esta vez me fui acostar y espere! a las dos horas no tenia ni una roncha. Que puede ser? Estoy preocupada, es la segunda vez que me pasa sera algo hepático?

laura: Lo que describes parece una reacción alérgica o un brote de urticaria, pero si te ocurrió lo mismo después de hacer una dieta proteica y ahora se repite después de tener trastornso digestivos, entonces puedes consultar a un médico y pedir que te realicen pruebas para saber como están funcionando el hígado y los riñones, ya que los problemas renales también pueden causar picazón en el cuerpo. No estoy sugiriendo que hay un problema sino que es esa la única forma de despejar tus dudas.

hola, necesito una respuesta urgente xfavor,yo padesco de alergia ala sangre mas 15 años a raiz de una transfucion de sangre que me hicieron en el parto de uno de mis hijos, esta alergia parece emotiva y lo controlaba con loratadina diaria, pero hace unos meses me vino horrible que nada me calmaba. fui al medico y me dijo urticaria xq eran unas ronchas feas que se borraban cada vez que iba a emergencia me aplicaban corticoides en exceso lo cual ocasiono una bronconeumonia. me recetaro higalab-b levocetiricina- y unos sueros ala vena.me calmo todo y todo estaba bien, y bueno deje de tomarlas y solo segui con el levocertiricina. ahora empezo a arderne,dolerme y picarme un costado de la cadera, no le tome importancia pero esto se a avanzado toda la pierna, me da insomnio, se me hinchan las manos y me duelen horrores, y a la vez me pica. la picazon en la pierna derecha me es horrible con dolor, la dexa y la clorfenamina ya no me hacen nada. pero lo raro es que no tengo ronchas. a vista parece que no tubiera nada… pero ya no soporto el dolor en las manos avanza a los labios de mi boca. y esta empezando en las axilas y partes intimas. xfavor necesito ayuda urgente… ya no cuento para seguir gastando y no puedo tumbarme tengo dos bebes que atender. anteriormente gaste demaciado y quede endeudada, que hasta ahora no termino de cancelar…estoy desesperada… gracias

susan: ¿Te realizaron análisis específicos de Hepatitis B o C? Porque si recibiste transfusiones de sangre y tienes picazón en el cuerpo puede ser un síntoma de que el hígado no está funcionando bien. Obviamente no estoy asegurando que esa es la causa del problema pero es raro que te hayan administrado un hepatoprotector si no suponen que es un problema hepático. Pienso que deberías exigirle al médico que te diga concretamente cual es el problema.

hola, tengo hepatitis cronica, estoy en tratamiento. mi inquietud es saber si esta enfermedad hace que uno adelgaze de la cintura para abajo,( es decir piernas )gracias, espero respuesta…

betty: No tengo información sobre que las hepatitis crónicas produzcan adelgazamiento en las piernas.

Hola, voy a compartirles lo que a mi me dio resultados para eliminar la horrible picazón en la parte superior del cuerpo. Trabajo en el campo en jornadas de 12 horas, con Temperaturas de 38°C y Humedad Relativa de 95%. Cuando me atacaba la picazón dejaba de trabajar porque no soportaba ni ponerme la camisa. No encontraba la solución, hasta que un día me mandé hacer un Análisis de Sangre y resulté con la Urea alta. Por lo anterior investigue las causas de esta anomalía; encontrando que se puede deber a: mal funcionamiento de los Riñones, exceso de ejercicio, dieta alta en Proteínas y/o deshidratación. Me analizaron el funcionamiento de los Riñones y salieron bien. El ejercicio intenso no lo puedo dejar de hacer y por lo mismo no puedo cambiar mi dieta; por lo que me fui por el lado de la deshidratación. En los días en que me daba la picazón, la orina era escasa, en frecuencia y en cantidad; además de tener un color amarillo intenso. Entonces decidí aumentar el consumo de Agua natural, hasta que mi orina fuera mas frecuente y su color de un amarillo muy pálido, casi incolora. De esta manera la picazón desapareció. Para recuperar los electrolitos perdidos por el sudor y por la orina, tomo un litro de Gato..de disuelto en otro litro de Agua natural. Espero que mi experiencia les sea de utilidad. Saludos.

Hola, hace unos tres días estoy sintiendo una picazón en el cuerpo, sobre todo por las noches y en los muslos, pensé que era la pijama y me la quité pero seguía igual, entonces pensé que era la cama de mi sobrina, pero llego a mi casa y la picazón sigue, ni me deja dormir, no tengo brotes, que podrá ser, me ayudan por fa

Karin: La picazón en el cuerpo puede tener tantas causas que resulta imposible decirte una en particular, por eso te dejo un enlace a este artículo por si deseas leer las causas más frecuentes: Causas de picazón en el cuerpo

saludos tengo 11 años.lo que pasa es que hace un mes y medio me empezo a picar la parte baja del dedo pulgar de la mano y me aparecen algo parecido a una rocha blanca.Varios dias me empezo a pica
r los dos brazos y me empezo a aparecer puntos muy pequeños rojos.mi madre cree que es por la esponja de lufa del baño que la tengo aproximadamente 7 meses sin cambiar.la bote y hoy no me ha picado nada pero hoy me aparecio esas ronchas.gracias

luz selenia: Es necesario consultar a un médico porque debe observar esas ronchas y puntos rojos para saber de que se trata el problema.

Saludos, mi caso es el siguiente mi papá tiene un caso severo de picazón ya tiene mucho tiempo y ahora mi madre también lo tiene, lo característico de esto es que le pican los brazos y tienen rosetones no es el hígado porque los ojos no los tienen amarillos, se han hidratado constantemente y tampoco se les calma tiendo a pensar que es psoriasis por favor oriénteme….gracias

César: La picazón en los brazos puede tener diversas causas, por ejemplo alergia, dermatitis de contacto (contacto frecuente con sustancias o materiales que generan una reacción en la pie), eczema, escabiosis (sarna), urticaria, psoriasis etc. Si tanto tu papá como tu mamá tienen lo mismo es posible que se trate de una reacción alérgica o una dermatitis de contacto, generada por algo con lo que están en contacto diario. La otra posibilidad es que se trate de una infección (hongos, bacterias o virus) que afectó primero a tu papá y luego tu mamá se contagió. Como verás es imposible “acertar” la causa, deben consultar a un médico para que los examine y les indique la crema o tratamiento adecuado.

mi esposa de 80 años padece de cirrosis hepática e insuficiencia renal. esta atendida por un medico internista y nefrólogo desde en mes de enero del presente año. también padece de picazón en todo el cuerpo y movimientos involuntarios en pernas, brazos y parte central del cuerpo. por lo anterior no puede dormir y descansar por las noches. le he comentado lo anterior al medico que la atiende y la única respuesta es decirme que es de origen nervioso y solo se quita, no proporcionando algún tratamiento.
esta situación ha empeorado esta ultima semana recién pasada.
agradeceré su opinión al respecto en especial si algún tratamiento puede empeorar su enfermedad renal y/o hepática.
agradezco su atención al respecto. GRACIAS.

manuel: La picazón en el cuerpo posiblemente sea consecuencia de la cirrosis y también influye la insuficiencia renal. Los movimientos involuntarios del cuerpo también puedes estar relacionados con la cirrosis si afectó al sistema nervioso, pero son suposiciones ya que no tengo forma de saberlo y es el médico quien tiene que explicarles detalladamente las causas de estos problemas, es deber del médico brindar toda la información al paciente o sus familiares.

Hola, tengo mi hijo de 2 años. A los 7 meses dejó de aumentar de peso, tenía la panza muy inflamada, pero activo y sano en lo demás. Le hicieron estudios de celiaquía que dieron negativo, también de la hormona iga, normal. Al año tuvo una fuerte neumonía y al poco tiempo le descubrieron hígado graso, le descartaron fribisis quística y se le sumaron síntomas como diarrea frecuente, gastritis frecuente y sin causa, lo derivaron al garrahan donde lo antendieron los de gastro y me lo mandaron a casa diciendo que no tenía nada y con una dieta hipofermentativa y leche deslactosada. Ahora empezó con caca marrón claro y blanca (parece como plastilina) ayer hizo caca con sangre (como menstruación) el médico no encontró nada visible, también le salio una fuerte herpes en la boca y la piel está áspera, como pequeños granitos en cada poro, sobre todo en las piernas. La doctora lo manda a todos los médicos y no encuentran nada todavía (gastro, endocrinologa, genetista…)

Ana: Dejamos tu comentario publicado por si alguien atravesó por una situación similar y puede colaborar con alguna idea o sugerencia, porque si al bebé lo han examinado tantos especialistas alguno tendría que haber hecho un diagnóstico concreto. Pienso que si salió que tenía hígado graso y hace heces de color blanco deberían consultar a un hepatólogo que es el médico especialista en problemas hepáticos. Con respecto a la sangre en las heces puede deberse a muchas causas, entre ellas infecciones intestinales o fisuras en el recto, pero en estos casos no hay que hacer suposiciones y los médicos deben encontrar las causas.

si es cierto la picazón y es horrible, tengo el higado con problemas,

hola siento picazon en mi cuerpo no se que sera me pica la pierna la mano la barriga la espalda me podran ayudar xfa

raul: Es imposible saber si la picazón se debe a un problema en la piel como una dermatitis o una reacción alérgica o si se trata, por ejemplo, de un síntoma de un problema hepático. Es necesario que consultes a un médico para poder determinar la causa ya que no hay otra forma de saberlo.

Hola tengo un problema llevo dos semanas que se me hincha el labio de la voca el de arriva y me da mucha comezon en el cuerpo asi tambien plantas de los pies alguien me puede ayudar por favor gracias

La ictericia es la coloración amarilla de la piel y de la parte blanca del ojo debido a un nivel de bilirrubina (pigmento biliar) anormalmente alto en el torrente sanguíneo, que luego es excretada a través de los riñones. Los niveles altos de bilirrubina pueden atribuirse a la inflamación, a otras anormalidades de las células del hígado o al bloqueo de los conductos biliares. A veces, la ictericia es causada por la degradación de una gran cantidad de glóbulos rojos, lo cual puede ocurrir en los recién nacidos. La ictericia suele ser el primer signo, y a veces el único, de una enfermedad hepática.

¿Qué es la colestasis?

La colestasis es la disminución o interrupción del flujo biliar. “Cole” hace referencia a la bilis y “estasis” significa “mantener en el mismo nivel”. El flujo biliar puede estar bloqueado dentro del hígado, fuera del hígado o en ambos sitios. Otros síntomas pueden incluir:

* ictericia
* orina oscura
* heces claras
* pérdida de tejido óseo
* sangrado fácil
* picazón
* vasos sanguíneos pequeños visibles en forma de araña en la piel
* bazo agrandado
* líquido en la cavidad abdominal
* escalofríos
* dolor en el tracto biliar o el páncreas
* vesícula biliar agrandada

Algunas causas de colestasis incluyen:

* hepatitis
* enfermedades hepáticas metabólicas
* efectos de drogas
* una piedra (o cálculo) en el conducto biliar
* estrechamiento del conducto biliar
* atresia biliar
* inflamación del páncreas

¿Qué es el agrandamiento del hígado?

El agrandamiento del hígado (hepatomegalia) suele ser un indicador de enfermedad hepática. No suele haber síntomas asociados con un hígado levemente agrandado. Los síntomas de un agrandamiento del hígado marcado incluyen malestar abdominal o “sentirse lleno”.

¿Qué es la hipertensión portal?

La hipertensión portal es el aumento anormal de la presión sanguínea de la vena porta, que transporta a la sangre del intestino al hígado. La hipertensión portal puede deberse a un aumento de la presión de los vasos sanguíneos portales o a la resistencia al flujo sanguíneo a través del hígado. La hipertensión portal puede llevar al crecimiento de vasos sanguíneos nuevos (llamados colaterales) que conectan el flujo sanguíneo del intestino con la circulación general, pasando por alto el hígado. Cuando esto ocurre, las sustancias que normalmente son eliminadas por el hígado pasan a la circulación general. Entre los síntomas de la hipertensión portal se incluyen los siguientes:

* distensión de la cavidad abdominal (ascitis)

* sangrado de las venas varicosas localizadas en el segmento inferior del esófago y en el revestimiento del estómago

¿Qué es la ascitis?

La ascitis es la acumulación de líquido en la cavidad abdominal causada por la pérdida de líquidos de los vasos de la superficie del hígado y el intestino. La ascitis debida a enfermedad hepática suele acompañar a otras características de la enfermedad hepática como la hipertensión portal. Los síntomas de la ascitis pueden incluir la distensión abdominal, que causa malestar y disnea.

¿Qué es la encefalopatía hepática?

La encefalopatía hepática es el deterioro de la función cerebral debido a la acumulación en la sangre de sustancias tóxicas, que normalmente son eliminadas por el hígado. La encefalopatía también es llamada encefalopatía porto-sistémica, encefalopatía hepática o coma hepático.

Los síntomas pueden incluir:

* cambios en el pensamiento lógico, personalidad y comportamiento
* cambios del estado de ánimo
* falta de sentido común
* somnolencia
* confusión
* habla y movimiento lentos
* desorientación
* pérdida del conocimiento
* coma

¿Qué es la insuficiencia hepática?

La insuficiencia hepática es el deterioro severo de la función hepática. La insuficiencia hepática ocurre cuando una gran porción del hígado se encuentra dañada debido a cualquier tipo de trastorno hepático. Los síntomas pueden incluir:

* ictericia
* tendencia a sangrar o sufrir contusiones fácilmente
* ascitis
* alteración de la función cerebral (encefalopatía)
* aumento de peso y crecimiento pobres
* fatiga
* debilidad
* náuseas
* pérdida del apetito

Archivado en: Inicio » Hepatitis C (HCV) » Síntomas de enfermedad hepática

Se manifiestan con menor o mayor intensidad, dependiendo de la etapa de desarrollo en que se encuentre la enfermedad. Los principales sintomas del higado inflamado son:

  • Dolor de cabeza
  • Dolor de higado
  • Malestar general
  • Cansancio
  • Fiebre
  • Ictericia
  • Falta de apetito
  • Heces blanquecinas
  • Dolor de espalda

  • Consumo excesivo de alcohol
  • Hepatitis viral
  • Consecuencia de medicamentos recetados
  • Dieta rica en materias grasas
  • Cirrosis
  • Leucemia

  • La zona cervical derecha
  • Molestias en el hombro y brazo derecho
  • Cefalea tensional
  • Piel grasa
  • Colesterol alto
  • Dispepsia

  • Carnes. Magras, pescados y mariscos.
  • Vegetales. Todos, sobre todos cocinados al vapor.
  • Hidratos de carbono. Especialmente si son integrales: arroz, pastas y panes.

  • Chocolate
  • Naranjas
  • Manteca
  • Embutidos
  • Fiambres
  • Carnes grasas
  • Pescados grasos

Para evitar complicaciones crónicas graves como la cirrosis o el cáncer de hígado, es clave una selección adecuada de alimentos y complementos nutricionales

El hígado graso es una afección caracterizada por la acumulación de grasa en el hígado y es la enfermedad hepática crónica más común en el mundo occidental. En estos casos, una selección adecuada de alimentos y complementos nutricionales favorece la recuperación de los hepatocitos, las células hepáticas, y hasta puede conseguir que el trastorno revierta, según la fase de desarrollo. Los consejos nutricionales para combatir el hígado graso son claves. Se requiere una dieta con más fibra, sin azúcares simples, menos grasas malas y nada de alcohol. Además, los ácidos grasos omega-3 están considerados los protectores del hígado.

Los síntomas que pueden delatar un hígado graso son hinchazón abdominal después de comer, plenitud, digestiones pesadas y fatiga crónica

La composición de la dieta afecta a la acumulación de grasa y la inflamación hepática. En consecuencia, una alimentación adecuada, propuesta con precisión y conocimiento por un nutricionista, se convierte en la diana para la mejoría o la curación de esta dolencia.

En términos generales, el control de las calorías de la dieta es clave para favorecer la pérdida de peso en personas con sobrepeso y obesidad. A estas indicaciones se suman otras infalibles como: aumentar el consumo de fibra, reducir los azúcares simples y las grasas saturadas, aumentar los ácidos grasos omega-3 y suprimir sin dilación cualquier tipo de bebida alcohólica.

Más fibra: la fibra retrasa el vaciamiento gástrico. Esto provoca una gran sensación de saciedad que contribuye a controlar el apetito y, de forma indirecta, ayuda a reducir el peso. Además, la fibra limita el incremento de la glucemia tras las comidas y ayuda a controlar la resistencia a la insulina, habitual en las personas afectadas de hígado graso.

Consejos prácticos: elegir el pan integral, al igual que el resto de cereales (como el arroz, la pasta o el cuscús). Sustituir los cereales de desayuno por muesli o por copos de avena o maíz al natural, sin azucarar. Incluir legumbres, según tolerancia, entre 2 y 3 veces por semana, así como añadir las verduras a cada comida. Las de hoja verde son idóneas para la protección hepática.

Sin azúcares simples: una alimentación rica en azúcares simples disminuye la sensibilidad a la insulina y aumenta el nivel plasmático de triglicéridos y ácidos grasos libres, lo cual conduce a esteatosis hepática. Por su asociación directa en los trastornos metabólicos, el papel nocivo de la fructosa y la sacarosa (el 50% es fructosa) se ha revisado con amplitud. Estos azúcares se concentran de forma mayoritaria en el propio azúcar usado para endulzar o en aditivos edulcorantes (como jarabe de maíz o fructosa) que se añaden a alimentos procesados azucarados (bollería, chucherías, refrescos, zumos. ), pero también están presentes en alimentos que son dulces por naturaleza, como las frutas.

Consejos prácticos: prescindir de todo tipo de alimentos azucarados y recetas que contengan azúcar. El objetivo es aprender a cocinar dulce sin recurrir a la adición de azúcar. Como endulzante se puede emplear la estevia. Incluso, será conveniente limitar de forma temporal el consumo de fruta fresca por su aporte de fructosa a la dieta.

Incluye elevación moderada de aminotransferasas (200-300 UI)

Hiperbilirrubinemia: 12 mgs/dL

Fosfatas alcalinas elevadas 4 veces lo normal.

Neutrofilia presente Creatinina: 3 mg/dL

En casos severos:Alargamiento de tiempo de protrombina con CID

Diagnóstico diferencial: Hepatitis virales, hepatitis toxicas, enf biliares, HELLP, preeclampsia

No hay tratamiento específico. La inducción del parto lo más urgente posible (preferiblemente cesárea). Manejo de la insuficiencia hepática. Hospitalizar en UCI en especial cuando hay encefalopatía hepática.

Los RN deben ser evaluados para detección de mutaciones en la 3Hidroxiacyl CoA dehidrogenasa de cadena larga.

Las enfermedades hepáticas propias del embarazo pueden aparecer en forma inesperada y requieren de un diagnóstico temprano y el reconocimiento de los indicadores de pronóstico con lo cual se logra un manejo adecuado, y reducción de la morbimortalidad materno fetal.

Generalmente, todas, estas entidades, terminan rápidamente con la inducción del parto, que generalmente constituye el tratamiento más efectivo, combinado con el tratamiento de soporte, de la madre y el feto.

1. Ch´ng CL., Morgan M, Hainsworth I, Kingham JG. Prospective study of liver disfunction in pregnancy in Southwest Wales. Gut. 2002;51:876-80. [ Links ]

2. Riely CA. Liver disease in the pregnant patients. Am J Gastroenterol. 1999;94:1728-32. [ Links ]

3. Hay EJ. Liver disease in pregnancy. Hepatology 2008;47:1067-1076. [ Links ]

4. Kondrackiene J, Kupcinskas L. Liver diseases unique to pregnancy. Medicina (Kaunas) 2008;44(5):337-345. [ Links ]

5. Jashi D., Quaglia A., Westbrook RH., Heneghan MA. Liver disease in pregnancy. Lancet 2010;375:594-605. [ Links ]

6. Kallen B. Hyperemesis during pregnancy and delivery outcome: a registry study. Eur J Obstet Gynecol Reprod Biol 1987;26:291-302. [ Links ]

7. Lee NM, Brady CW. Liver disease in pregnancy. World J Gastroenterol 2009;15(8):897-906. [ Links ]

8. Leylek OA., Toyaksi M., Erselcan T., Dokmetar S. Inmunologic and biochemical factors in hyperemesis gravidarum with or without hyperthyroxinemia. Gynecol Obstet Invest 1999;47:229-234. [ Links ]

9. Hepburn IS, Schade RR. Pregnancy associated liver disorders. Dig Dis Sci 2008;53:21334-2358. [ Links ]

10. Goodwin TM. Nausea and vomiting of pregnancy: an obstetric syndrome. Am J Obstet Gynecol 2002;186:184-9. [ Links ]

11. Safari HR., Alsulyman OM., Gherman RB., Goodwin TM. Experience with methylprednisolone in the treatment of refractory hyperemesis gravidarum. Am J Obstet Gynecol 1998;178:1051-58. [ Links ]

12. Smith C., Crowther C., Wiollson K., Hotham N., Mc Millian V. A randomized controlled trial of ginger to treat nausea and vomiting in pregnancy. Obstet Gynecol 2004;103:639-45. [ Links ]

13. Simon EP., Schwartz J. Medical hypnosis for hyperemesis gravidarum. Birth 1999;26:248-54. [ Links ]

14. Cholongitas E., Burroughs AK. Liver diseases specific to pregnancy. Annals of gastroenterology 2008, 21(3):164-172. [ Links ]

15. Reyes H., Sjovall J. Bile acids And progesterone metabolites in intrahepatic cholestasis of pregnancy. Ann Med 2000;32:94-106. [ Links ]

16. Jacquemin E., De-Vree JM, Cresteil D., Sokai EM, Sturm E., Dumont M, et al. The rude spectrum of multidrug resistance 3 deficiency: from neonatal cholestasis to cirrhosis of adult-hood. Gastroenterology 2001;120:1448-58. [ Links ]

17. Kondrackiene J., Kupcinskas L. Intrahepatic Cholestasis of pregnancy: current achievements and unsolved problems. World J Gastroenterol 2008;14(38):5781-5788. [ Links ]

18. Glantz A., Marschall HV., Mattson L. Intrahepatic cholestasis of pregnancy: relationships between bile acid levels and fetal complication. Hepatology 2004;40:467-74. [ Links ]

19. Rahman TM., Wendon J. Severe hepatic dysfunction in pregnancy. QJ Med 2002;95:343-357. [ Links ]

20. Weinstein L. Syndrome of hemolysis, elevated liver enzymes, and low platelet count:a sevre consecuence of hypertension in pregnancy. Am J Obstet Gynecol. 982;142:159-67. [ Links ]

21. Baxter JK. Weinstein L HELLP syndrome:the state of the art. Obstet Gynecol Surv. 2004;59:838-845. [ Links ]

22. Sibai BM., Ramadan MK., Usta I., Salama M., Mercer BM., Friedman AS. Maternal morbidity and mortality in 442 pregnancies with hemolysis, elevated liver enzymes, and low platelets (HELLP syndrome). Am J Obstet Gynecol 1993;169:1000-6. [ Links ]

23. Haddad B., Barton JC., Livinsgston JC., Chahine R., Sibai BM. Risk factors for adverse maternal outcomes among women with HELLP (hemolysis, elevated liver enzymes and low platelet count) syndrome. Am J Obstet Gynecol. 2000;183:444-8. [ Links ]

24. Isler CM., Rinehart BK., Terrone DA., Martin JN. Maternal mortality associated with HELLP( hemolysis, elevated liver enzymes, and low platelets) syndrome. Am J Obstet Gynecol. 1999; 181: 924-8. [ Links ]

25. Ibdah JA. Acute fatty liver of pregnancy: An update on pathogenesis and clinical implications. World J Gastroenterol 2006;12(46):7397-7404. [ Links ]

26. Stander HJ., Cadden JF. Acute yellow atrophy of the liver in pregnancy. Am J Obstet Gynecol. 1934;28:61-69. [ Links ]

27. Reyes H., Sandoval L., Wainstein A., et al. Acute fatty liver of pregnancy: A clinical study of 12 episodes in 11 patients. Gut 1994;35:101. [ Links ]

La hepatitis autoinmune es una enfermedad crónica del hígado, no muy frecuente y de causa desconocida. La causa es una alteración de la respuesta inmunológica del propio enfermo, que destruye las células hepáticas e inflama el hígado. Suele tener un curso crónico con brotes de actividad potencialmente graves. Si la situación se mantiene, aparece en el hígado un proceso de cicatrización o fibrosis que conduce a cirrosis e insuficiencia hepática. El pronóstico de la enfermedad mejora mucho cuando los pacientes son tratados con fármacos que disminuyen la respuesta inmunológica y la inflamación (inmunosupresores).

Puede afectar a todas la edades y a ambos sexos, pero es más frecuente en mujeres entre los 10 y 50 años. En más del 40% de los casos, se presenta como un episodio de hepatitis aguda, incluso como hepatitis fulminante, y esto suele suceder más en la edad infantil o joven. Los posibles síntomas son malestar, cansancio, falta de apetito, ictericia y alteraciones en la menstruación. Otras veces no produce síntomas o únicamente sensación de cansancio, y se descubre la enfermedad por la presencia de transaminasas elevadas en un análisis hecho por otro motivo. A veces se descubre ya cuando se ha desarrollado una cirrosis hepática, por las complicaciones de la misma, como ascitis o una hemorragia digestiva por varices esofágicas. Otras veces se llega al diagnóstico cuando se estudian pacientes con otras enfermedades autoinmunes. Se han descrito casos desencadenados por tóxicos o fármacos.

SI DUDA, CONSULTE A SU CENTRO DE CONTROL DE SU TAO.

El fármaco más seguro es el PARACETAMOL a dosis de menos de 2 gramos al día.

También puede tomar IBUPROFENO, DICLOFENAC, NAPROXENO O METOXICAM, siempre a dosis bajas y en tratamientos cortos.

Es recomendable añadir un protector gástrico: PANTOPRAZOL

  • Para bajar el colesterol: PRAVASTATINA
  • DIGOXINA
  • FUROSEMIDA (Seguril ® )
  • ANTIARRÍTMICOS
    * Atenolol/ Metroprolol/ Esmolol
    * Diltiazem/Verapamilo/Nifedipino
    * IECAs

ATENCIÓN A LA AMIODARONA (Trangorex ® ) puesto que potencia el efecto de los anticoagulantes (y el efecto puede durar hasta meses después de suspender el tratamiento).

Hay muchos antibióticos seguros:

  • Amoxicilina
  • Ac. Clavulámico
  • Azitromicina
  • Josamicina
  • Vancomicina
  • Aminoglicósidos
  • Clindamicina
  • Fosfomicina
  • Levofloxacino

Acido Acetil Salicilico (Aspirina)
Derivados de la Aspirina
AINEs
Indometacina
Fenilbutazona
Sulfamidas
Tetraciclinas
Ciprofloxacino
Metronidazol
Omeprazol
Cimetidina
Trangorex
Antidepresivos antiserotonínicos
Disulfiram (Antabús)
Alcohol

Fármacos que contengan Vitamina K
Barbitúricos
Antiepilépticos
- Fenobarbital
- Amobarbital
- Cabamacepina(Tegretol ® )
Suplementos vitamínicos (Vit K)

Puede comer de todo, de forma variada y equilibrada.

Deberá evitar tomar muy a menudo alimentos ricos en vitamina K, puesto que pueden interferir con el TAO:

  • Coles de Bruselas
  • Col lombarda
  • Brécol
  • Repollo
  • Castañas
  • Vegetales de hoja verde
  • Chocolate en tabletas
  • Pasteles de boniato
  • Turrones y mazapanes

Si quiere iniciar dieta adelgazante o vegetariana, consulte a su centro de control del TAO.

El tabaco es muy rico en Vitamina K, por lo cual puede frenar el efecto del anticoagulante.

Además, cómo usted ya sabe, el tabaco es un importante factor de riesgo de enfermedad cardiovascular y provoca cáncer y graves enfermedades respiratorias.

  • Procure tener un control reciente antes de iniciar su viaje.
  • Lleve consigo su calendario de dosificación y medicación suficiente para todos los días del viaje.
  • Averigüe si allí donde va existen centros donde puedan hacerle un control si lo necesita.
  • Si usted hace autocontrol, recuerde llevar su coagulómetro, sus tiras reactivas, su teléfono de contacto con el hematólogo y la dirección de nuestra página web.

Puede tomar una cantidad moderada de vino o cerveza en las comidas, y mejor con regularidad que esporádicamente.
¡También puede brindar con cava o champagne en una celebración!

No ABUSE, puesto que el alcohol interacciona con el tratamiento anticoagulante y puede hacer muy difícil su control.

Mantener el medicamento en un lugar fresco, sin humedad, lejos de fuentes de calor y luz directa.

No dejar al alcance de los niños.

Los anticoagulantes se toman por vía oral y se absorben en su aparato digestivo.

La persona que toma anticoagulantes debe evitar el estreñimientoen lo posible. Para ello:

  • Se aconseja beber abundante líquido
  • Tome alimentos ricos en fibra (fruta, verdura, pan integral…)
  • Haga ejercicio físico regularmente
  • Eduque el hábito. Aproveche el reflejo que aparece después de comer.
  • Si hace falta, puede tomar laxantes suaves:
    * Lactulosa
    * Supositorios de glicerina.

  • Siempre debe avisar que está tomandotratamiento anticoagulante cuando le den la cita. No es necesario suspender su tratamiento anticoagulante, pero hay que tomar otras medidas.
  • Si tiene una extracción dentaria, hágase un control el día previo para conocer el nivel de anticoagulación (INR).

Incluso una limpieza bucal puede provocar sangrado. Normalmente después de la extracción dental, su dentista le dará un tratamiento local hemostático (aplicación y enjuagues) con Amchafibrin ®, Espongostan ®, Caprofides ®.

Si la manipulación es más importante (Implantes, prótesis dentales exodoncias múltiples etc. ) siga las indicaciones de su dentista.

Recuerde siempre que debería realizar profilaxis antibiótica, sobre todo si tiene una enfermedad valvular.

Puede ponerse las vacunas habituales (gripe, catarro, antitetánica…) de forma subcutánea (bajo la piel).

EVITE las inyecciones intramusculares pues pueden producir hemorragias o hematomas importantes.
Valore siempre otras alternativas (tratamientos orales, intra-venosos, etc…).

Ante cualquier visita o consulta debe usted informar a su médico que está tomando tratamiento anticoagulante.

  • Avise cuando tengan que hacerle una mamografía.
  • Coméntelo en el podólogo si precisa alguna intervención en sus pies.
  • Avise al dermatólogo si precisa biopsia de la piel.

Por su tratamiento anticoagulante siempre tendrá una mayor posibilidad de sangrado.

Ante cualquier prueba diagnóstica invasiva o que implique realizar cortes o biopsias, debe ALERTAR al médico:

  • Endoscópias (tubos en aparato respiratorio, urinario o digestivo).
  • Electromiografías.
  • Toma de muestras o biopsias, etc…

El consumo de alcohol puede producir daño cerebral irreversible y demencia además de ser responsable de la muerte de uno de cada siete hombres y una de cada trece mujeres en Europa, lo que lo convierte en el segundo factor de riesgo de muerte tras el tabaco.

Con motivo del Día sin Alcohol, que se celebra el 15 de noviembre, Socidrogalcohol ha alertado de los graves efectos que puede tener esta sustancia sobre el cerebro.

El consumo excesivo y crónico de alcohol puede llegar a dañar gravemente el cerebro y tomar varias consumiciones en poco tiempo y con frecuencia puede producir daños irreversibles en él, aseguran los expertos.

Por ello, los daños cerebrales producidos por el alcohol serán uno de los temas del Año Europeo del Cerebro convocado para 2014 por el European Brain Council.

No en vano, se añade desde la citada Asociación, el consumo abusivo de alcohol provoca, además de sesenta enfermedades orgánicas, entre ellas cáncer, deterioro cognitivo, agravamiento de trastornos mentales e irreversible daño cerebral, según las últimas investigaciones.

El coordinador del Centro de Adicciones San Juan de Dios de Palencia, el doctor Antonio Terán, ha añadido que el alcohol induce una serie de trastornos mentales entre los que se encuentran episodios psicóticos transitorios, presentes hasta en un 25 % de los pacientes con dependencia del alcohol, y alucinosis alcohólica.

Otros daños cerebrales provocados por el alcohol son el Síndrome de Korsakoff (confusión, alteración de la memoria para hechos recientes o nueva información, tendencia a rellenar las lagunas de la memoria con confabulaciones), Síndrome de Wernicke (encefalopatía caracterizada por confusión, perdida de la coordinación de movimientos, ataxia (dificultad para mantener el equilibrio), parálisis en músculos oculares, o Síndrome Amnésico.

Según Terán, el alcohol no solo induce sino que también acompaña otros problemas mentales como los trastornos depresivos, de ansiedad, de personalidad o de la alimentación, una situación que dificulta el diagnóstico y tratamiento de ambos “complicando la evolución y el pronóstico final”.

El asesor médico de la Federación de Alcohólicos Rehabilitados de España (FARE), Francisco Pascual, ha denunciado la “insuficiente percepción social de los riesgos” y ha asegurado que el alcohol “está presente en cuatro de cada diez homicidios, comporta una enorme carga financiera y es causa de baja laboral en hasta un 20 % de los casos.

Además, ha recordado que el alcohol no sólo hace daño al bebedor sino también a su entorno con los consecuentes problemas familiares, exclusión social e impacto económico en las familias.

Según estos expertos en España se ha adelantado la edad de inicio de consumo de alcohol, se está incrementando la incorporación de mujeres y cada vez aumenta más el policonsumo de drogas que incluye en la mayoría de los casos el alcohol.

Ante esta situación, los especialistas abogan por informar y educar a la sociedad sobre qué es un consumo de alcohol de riesgo y por crear un Comité de prevención del alcoholismo.

Una función importante de su hígado es la eliminación de las toxinas de la sangre, y el alcohol es una toxina. El Manual Merck de profesionales de la salud, dice el daño al hígado de abuso crónico de alcohol puede incluir el hígado graso, hepatitis alcohólica y finalmente cirrosis. Entre otras complicaciones de la cirrosis, la coagulación sanguínea inadecuada puede producir si su hígado se convierte en gravemente enfermo. Esto puede aumentar su riesgo de sangrado gastrointestinal o hemorragia grave debido a un traumatismo. El daño hepático de la enfermedad causada por el abuso del alcohol puede conducir eventualmente a una insuficiencia hepática.

Gastritis, un problema común entre los consumidores de alcohol, es la inflamación del revestimiento del estómago. La pancreatitis es la inflamación del páncreas, una glándula que produce enzimas digestivas y hormonas, como la insulina, que regula el azúcar en la sangre. La pancreatitis aguda puede ocurrir en cuestión de horas o hasta 2 días después de consumir alcohol, y la inflamación puede llegar a ser crónica. La National Digestive Diseases Information Clearinghouse dice el abuso de alcohol es la causa más frecuente de la pancreatitis crónica. El páncreas puede cicatrizar y calcificada, en algunos casos requieren cirugía para aliviar el dolor o tratar otras complicaciones. Si suficientes células productoras de insulina están dañadas, la diabetes puede desarrollar.

El Instituto Nacional sobre el Abuso de Alcohol y Alcoholismo dice el abuso de alcohol es un factor de riesgo importante para el cáncer oral, así como cánceres de la faringe, la laringe y el esófago. También aumenta el riesgo de otros cánceres, incluyendo los de estómago, colon, recto, hígado, de mama y de ovarios. El abuso de alcohol, especialmente cuando se asoció con el consumo de tabaco, es un factor de riesgo importante para 1 tipo de cáncer de esófago llamado carcinoma de células escamosas. Aproximadamente 8.000 casos de carcinoma de células escamosas del esófago producen anualmente en los EE.UU. Es más común entre los hombres afroamericanos.

El abuso de alcohol puede causar cardiomiopatía, una condición en la cual el corazón se convierte en paredes agrandados y el músculo delgado y débil. Esto puede conducir a arritmias y la insuficiencia cardíaca. El Cuaderno de Practica General dice el alcohol también puede causar presión arterial elevada, incluso en personas que no tienen otros factores de riesgo para la hipertensión; el efecto se ve dentro de unos días de consumo excesivo de alcohol. El alcohol también exacerba otros factores de riesgo para la hipertensión, como la obesidad y el uso de píldoras anticonceptivas. Si dejas de beber, el efecto sobre la presión arterial generalmente desaparece en unos pocos días.

Desnutrición y las deficiencias de vitaminas a menudo acompañan el abuso del alcohol. El abuso crónico de alcohol interfiere con la absorción de tiamina, por lo que es un factor de riesgo para la encefalopatía € ™ s Wernickeâ. Los síntomas, incluyendo confusión, falta de coordinación y temblores, pueden presentarse repentinamente. El Manual Merck de profesionales de la salud dice que, sin el tratamiento oportuno, la enfermedad es mortal en hasta un 20 por ciento de los casos. De los que sobreviven sin tratamiento, el 80 por ciento desarrolla la psicosis de Korsakoff. La deficiencia de tiamina puede causar neuropatía periférica, que es el daño a los nervios que transportan mensajes desde el cerebro y la médula espinal con el resto de su cuerpo. Los síntomas incluyen entumecimiento, hormigueo, sensación de quemazón, debilidad, pérdida de masa muscular y parálisis.

Efectos sobre el Sistema Nervioso Central

El alcohol es quizás la droga con mayor número de mecanismos de acción sobre el sistema nervioso central y la que más diversos y graves trastornos mentales produce, cuando no los agrava en aquellos que abusan y dependen de él de forma secundaria a una enfermedad mental previa.

Entre las enfermedades mentales que el alcohol provoca destacan:

  • Delirium tremens.
  • Demencia.
  • Trastorno amnésico.
  • Trastorno psicótico.
  • Trastorno afectivo.
  • Trastorno por ansiedad.

Es una encefalitis aguda producida por la respuesta del "cerebro" a la supresión brusca del etanol a la que el paciente alcohólico es dependiente, aparece durante la semana siguiente a la reducción o supresión de la ingesta de alcohol. Este trastorno es una urgencia médica que puede llevar a la muerte, pues un delirium tremens no tratado tiene una mortalidad del 20%. Por lo general son pacientes de más de 30 años, pues suele ser habitual una historia previa de muchos años de consumo de alcohol. Se produce una marcada alteración de la conciencia, con reducción de la capacidad de mantener la atención, junto a diversas alteraciones cognoscitivas (memoria, orientación temporo-espacial, lenguaje) y en ocasiones perceptivas (sobre todo visuales, pero también táctiles o auditivas). También es frecuente la existencia de enfermedad médica asociada.

La demencia se puede producir tanto por los efectos neurotóxicos del alcohol como por los frecuentes problemas de malnutrición, traumatismos craneoencefálicos y afectación de otros órganos como el hígado, páncreas y riñones.

Se caracteriza por un deterioro de la capacidad para aprender nueva información o recordar la aprendida, junto a otras alteraciones cognoscitivas como alteraciones del lenguaje, del reconocimiento o identificación de objetos y de la capacidad de llevar a cabo actividades motoras. Todos estos trastornos llevan a un deterioro significativo de la actividad laboral o social

Trastorno amnésico persistente

También conocido como síndrome de Korsakoff, se caracteriza por una alteración en la memoria a corto plazo causada por el consumo prolongado de grandes cantidades de alcohol. Esta motivado por un déficit de tiamina. Es con frecuencia consecuencia de un episodio agudo de encefalopatía de Wernicke, trastorno que se caracteriza por confusión, anomalías del movimiento de los ojos y otros signos neurológicos que precisan de un tratamiento con dosis altas de vitaminas del grupo B para evitar una evolución a síndrome de Korsakoff.

Trastorno psicótico inducido por el alcohol

Se caracteriza por alucinaciones, por lo general auditivas, que suelen tener un contenido amenazante. Su duración suele ser corta pero hay, con frecuencia, convicción delirante que hace al sujeto perder el sentido de la realidad. Las pruebas de que los síntomas están relacionados con el alcohol se basan en que no estaban presentes antes del consumo o la abstinencia, persisten un tiempo corto (no más de un mes) y no tienen una marcada gravedad.

Trastorno afectivo inducido por el consumo de alcohol

Este trastorno puede cursar con síntomas depresivos, maniacos (entendiendo como tales una alegría desbordante que hace al sujeto tener un comportamiento inapropiado) o cuadros mixtos.

Para poder diagnosticar un cuadro de depresión habrá que valorar que el sujeto tiene un estado de ánimo depresivo la mayor parte del día, con disminución acusada del interés para casi todas las actividades, trastornos del sueño y de la psicomotricidad, fatiga, sentimientos de inutilidad, baja capacidad para pensar, concentrarse o decidir, e ideas de muerte.

El riesgo de padecer depresión es 3 veces mayor en los varones que abusan de alcohol que en los que no abusan.

En las mujeres este riesgo es 4 veces mayor.

Por otra parte, un 34% de la totalidad de pacientes deprimidos abusan del alcohol. Esta comorbilidad entre depresión y los diagnósticos de abuso o dependencia de alcohol distorsiona el cuadro diagnóstico, interfiere con el cumplimiento del tratamiento y aumenta el riesgo de conducta suicida o violenta.

En el lado opuesto el cuadro maníaco se diagnosticará en base a una autoestima grandiosa, con poca necesidad de dormir, verborrea, pensamiento acelerado, distraibilidad y aumento de la actividad, incluyendo algunas actividades peligrosas.

En los cuadros mixtos se producen una mezcla de síntomas de ambos trastornos.

En el siguiente artículo veremos como afecta el consumo de alcohol al hígado y que consecuencias tiene para este órgano tan importante para la salud.

Hay adicciones que no suelen provocar alarma social ya que están vistas como algo normal, cotidiano. El consumo de alcohol y el tabaquismo son las más importantes así como el consumo de tranquilizantes (por prescripción propia).

El hecho de que el alcohol sea barato, de fácil adquisición y que no tienes que esconderte para tomarlo hace que esta adicción sea muy habitual.

para que sirve el cipro 500

Al inicio los síntomas pueden ser tan leves que no pueden ser detectados en exámenes de rutina. Es lo que se denomina encefalopatía hepática mínima, que puede afectar entre el 15% y el 30% de las personas con cirrosis.

Sin embargo, aunque en visitas normales al médico estos déficits no puedan ser detectados, sí se ha comprobado que tienen un impacto importante en la vida de la persona. Si se aplican pruebas neuropsicológicas especializadas, se podrá encontrar que los enfermos tienen:

  • Alteraciones en la atención, que les dificulta estar mucho tiempo centrado en una misma tarea.
  • Déficits en la memoria de trabajo, es decir, problemas para almacenar información que va a utilizar de inmediato, como cuando haces una operación matemática o te dejan un mensaje que después debes trasmitir a otra persona.
  • Menor velocidad para procesar la información y para responder a los estímulos del entorno.

Cuando la encefalopatía hepática avanza los síntomas van siendo más evidentes y entonces el enfermo y sus familiares podrás ser testigos de:

  • Apatía, no muestra interés por hacer nada ni por conversar con nadie
  • Irritabilidad, cualquier cosa puede despertar una queja
  • Desinhibición, el enfermo hace cosas que no le eran características
  • Alteraciones del ciclo sueño vigilia, con un predominio de somnolencia diurna. En casos extremos le puede resultar difícil mantenerse despierto
  • Desorientación: el enfermo puede no saber dónde está ni qué día de la semana es.
  • Habla lenta
  • Delirium: en casos avanzados, sobre todo relacionados con la hepatitis fulminante, la persona puede llegar a un cuadro de delirium, que se manifiesta en una agitación extrema y la incapacidad de mantener centrada la atención. Si quieres leer más sobre el delirium, no dejes de leer:

Otros síntomas típicos de la encefalopatía hepática de moderada a avanzada son:

  • Un aliento característico, llamado aliento hepático, que algunos describen como de hongos.
  • Asterixis o flapping tremor, un signo muy común: el enfermo tiene incapacidad para mantener el tono muscular y eso produce relajación involuntaria de los músculos. Se puede notar en las manos; en posiciones que deben estar contraídas tienen unos movimientos hacia dentro que semejan los aleteos de una mariposa.
  • Poca expresividad facial
  • Lentitud de movimiento
  • Rigidez de movimientos
  • Temblores semejantes a los que ocurren en la enfermedad de Parkinson.

El extremo de las consecuencias de la encefalopatía hepática es el coma.

Detectándose a tiempo, la mayoría de los casos de encefalopatía hepática tienen solución y se logra revertir el daño ocasionado al cerebro. Generalmente el enfermo logra recuperar su funcionamiento mental normal.

El tratamiento pasa inevitablemente por identificar el factor que desencadenó la encefalopatía hepática, por ejemplo, si es una infección, tratar con antibióticos, si es un sangrado en el intestino, detenerlo.

Se estima que hasta el 90% de los casos logra resolverse por esta vía.

La primera opción de tratamiento farmacológico, además de lo expuesto en el párrafo anterior, generalmente es un fármaco llamado lactulosa, que también se emplea en el tratamiento del estreñimiento y que ayuda a disminuir los altos niveles de amoniaco.

En los casos en que la lactulosa no funcione o no pueda ser empleada en una persona particular, se suele usar un antibiótico denominado rifaximina.

Este último, la rifaximina, también se emplea como complemento junto a la lactulosa para evitar nuevos episodios de encefalopatía hepática. De hecho, debido al alto riesgo de que vuelva a ocurrir una vez ya ha ocurrido, muchos médicos optan por mantener indefinidamente el tratamiento con lactulosa.

Otras medidas pueden ser contempladas dependiendo de cada caso particular. Por ejemplo, la tasa de desnutrición y pérdida de masa muscular entre las personas con cirrosis es muy alta. Se ha constatado que la pérdida extrema de masa muscular es un factor de riesgo importante para la ocurrencia de encefalopatía hepática.

También sucede lo contrario, que la persona puede estar ingiriendo cantidades nocivas de proteínas en la dieta, lo que deberá reducir. Los profesionales que atienden al enfermo posiblemente harán recomendaciones muy precisas sobre las pautas que debe seguir en su alimentación.

Mantener bajo control la enfermedad hepática es la conducta clave para prevenir nuevos episodios de encefalopatía hepática. Sin ignorar, claro, los factores precipitantes, muchos de los cuales pueden ser evitados, o al menos disminuir el riesgo de ocurrencia.

No tomar alcohol, mantener una dieta adecuada, seguir la prescripción médica si tiene ya establecida una, son claves para mantener alejados nuevos episodios de encefalopatía hepática.

Referencias

Cortés, L., & Córdoba, J. (2013). Encefalopatía hepática. In HÍGADO. Disponible en http://www.aegastro.es/sites/default/files/archivos/ayudas-practicas/63_Encefalopatia_hepatica.pdf

Hepatic Encephalopathy in Chronic Liver Disease: 2014 Practice Guideline by the European Association for the Study of the Liver and the American Association for the Study of Liver Diseases. J Hepatol (2014), http://dx.doi.org/10.1016/j.jhep.2014.05.042

University of Maryland Medical Center (UMMC. (1997). Encefalopatía hepática Disponible en http://umm.edu/health/medical/spanishency/articles/encefalopatia-hepatica

Wijdicks, E. F. M. (2016). Hepatic Encephalopathy. New England Journal of Medicine, 375(17), 1660–1670. doi:10.1056/nejmra1600561

¿Cuáles son las principales enfermedades hepáticas? Lo cierto es que existen una serie de enfermedades que afectan comúnmente al hígado. Te descubrimos cuáles son.

El hígado puede ser fuente de todo tipo de afecciones y enfermedades que pueden afectar gravemente a nuestra salud y bienestar. De hecho, no debemos olvidarnos de algo fundamental: el hígado es uno de los órganos más importantes de nuestro cuerpo, ya que participa en infinidad de funciones básicas.

La mayoría de ellos pueden aparecer por no llevar una dieta rica y saludable o también debido a la ingesta excesiva de bebidas alcohólicas. También puede aparecer por simplemente la aparición de todo tipo de procesos víricos o algunas disfunciones metabólicas como la hemocromatosis.

De una forma u otra, es importante conocer con sumo detalle las principales enfermedades hepáticas que existen para que así conozcamos los síntomas y el tratamiento que se le puede dar en la mayor brevedad posible. Aunque para ello, habrá que consultar antes a nuestro médico:

Esta enfermedad hepática es una de las más comunes en los países desarrollados, conocida médicamente con el nombre de cirrosis hepática. Alrededor de treinta mil personas al año mueren por esta afección y de ahí que sea muy importante atajarla cuando aparezcan los primeros síntomas.

Esta se caracteriza por que el hígado es incapaz de procesar grandes cantidades de alcohol provocando un desequilibrio químico dentro de las cavidades de este órgano.

Esto después se traduce en que las células del mismo se destruyen poco a poco. Todo este proceso se puede dividir en tres fases claramente diferencias:

  1. Hígado sumamente graso. Uno de los primeros síntomas de esta enfermedad es la aparición de un higado graso. Si se quiere revertir, lo mejor que se puede hacer es eliminar cualquier consumo de alcohol.
  2. Hepatitis alcohólica breve. Aquí se producen un aumento de las transaminasas. También se puede prevenir esta situación con la abstinencia de cualquier bebida alcohólica.
  3. Cirrosis grave. Todas aquellas personas que consumen entre 150 y 200 gramos de forma diaria durante al menos una década, es muy probable que puedan sufrir cirrosis. Esto les puede provocar incluso cáncer de hígado e incluso la muerte.

Los virus en el hígado también se pueden presentar de formar muy diferentes. Es por ello por lo que a cada uno de ellos se ha asignado una letra a cada una de estas enfermedades víricas:

  • Hepatitis A. Esta se suele transmitir de personas que están completamente sanas y entran en contacto directo con otras infectadas por este virus. Esta enfermedad se vincula a la falta de higiene personal, saneamiento deficiente o la ingestión de comida en mal estado.
  • Hepatitis B. Huelga decir que la hepatitis B es una infección que conlleva un riesgo de muerte muy alto o incluso la aparición de cáncer de hígado. Según la OMS, esta enfermedad es considerada como una de las más graves a nivel mundial. Y suele aparecer sobre entre las poblaciones de Asia Oriental y el África subsahariana. Se suele trasmitir de madres a hijos durante el periodo de gestación o a través del contacto entre ambos durante los primeros años de vida.
  • Hepatitis C. Este tipo de hepatitis también se suele coger a través de alimentos el mal estado o a través del contacto de la sangre entre dos personas. También se puede dar por la intoxicación de agujas infectadas o incluso al mantener relaciones sexuales.
  • Hepatitis D. Al igual que la anterior, este es un proceso vírico que también puede aparecer por el contacto de fluidos sanguíneos o por transmisión sexual. Entre sus síntomas más comunes, están fiebre alta, amillaramiento de la piel y ojos y orina de un tono demasiado oscuro.

Aparte de las dos enfermedades descritas arriba, hay otra que es enteramente hereditaria y por tanto solo se transmite de padres a hijos. Un claro ejemplo de este so ve con la que se llama hemocromatosis hereditaria (HH) y se caracteriza sobre todo por un aumento de la absorción de hierro a través de todo el intestino. Esto puede derivar después en graves casos de cirrosis, cardiopatía o diabetes.

Por su parte, la enfermedad de Wilson se caracteriza por un cúmulo excesivo de cobre en el hígado. Esto provoca irremediablemente un mal funcionamiento en el mismo. Y entre sus síntomas más claros cabe destacar insuficiencias respiratorias o la aparición de otras enfermedades hepáticas.

Por otra parte, también existen otras enfermedades del hígado -así como determinados trastornos y patologías- que igualmente destacan por ser comunes, aunque quizás menos conocidas que las anteriores. Puedes saber más sobre ellas a continuación:

  • Hepatomegalia: hígado agrandado
  • Hígado inflamado
  • Dolor en el hígado

El hígado inflamado es un trastorno muy común. Sus síntomas suelen ser muy diversos, algunas que las causas y el tratamiento para la inflamacion de higado. Descubre más sobre ello.

  • El hígado inflamado consiste en la inflamación y agrandamiento de este órgano.
  • Lo padecen muchas personas hoy en día. Su tratamiento médico depende de la causa de la inflamación.
  • Enfermedades hepáticas: Las principales enfermedades del hígado
  • Cáncer de hígado: qué es, síntomas, causas y tratamiento

Con el nombre de hepatomegalia se conoce médicamente a la inflamación del hígado. Es decir, cuando existe un agrandamiento o ensanchamiento del hígado más allá de lo que se considera como su tamaño normal. De esta forma, sus bordes superan sus límites considerados como normales, pudiendo causar a su vez determinadas molestias. No obstante, no siempre causa síntomas, de ahí que en muchos casos quizá no sea posible conocer que realmente el hígado está agrandado hasta que éste no evoluciona a etapas más graves.

De hecho, si la inflamación se deja progresar y se mantiene en el tiempo se pueden producir fibrosis, hasta progresar a cirrosis hepática, una afección aún más grave.

Si tenemos en cuenta la gran diversidad de funciones del hígado, en las que precisamente participa de forma activa este importantísimo órgano de nuestro cuerpo, nos damos cuenta en realidad de que son muchos los padecimientos que pueden llegar a afectarle, y que en definitiva pueden causar la presencia de un hígado inflamado. De hecho, se trata de una afección muy relacionada con el higado graso, pudiendo ser una de sus complicaciones principales.

Normalmente el borde inferior del hígado llega justo hasta el borde inferior de las costillas, sobre el lado derecho. Este borde suele ser en la mayoría de los casos delgado y firme, no siendo posible sentirlo con las puntas de los dedos cuando éstos se sitúan por debajo del borde de las costillas (a no ser que se tome una respiración profunda, en cuyo caso sí sería posible). Por tanto, el hígado está inflamado o agrandado si el médico puede sentirlo en esta área.

Como ya te comentábamos al comienzo de esta nota, nos encontramos ante un problema de salud más común de lo que se piensa, que médicamente es conocida con el nombre de hepatomegalia. Básicamente consiste en la inflamación hepática (o inflamación del hígado), lo que se traduce en que este órgano posee un tamaño mayor al considerado como normal.

Cuando el hígado se inflama es habitual que esté causado por otra enfermedad más grave, como por ejemplo podría ser como consecuencia de una acumulación excesiva de grasa en este órgano, o por una infección contraída por cualquiera de los virus que ocasionan hepatitis. No obstante, en la mayoría de las ocasiones no es fácil identificar la causa original que está causando la inflamación del hígado.

Cuando la inflamación del hígado no es grave, en la mayoría de los casos tiende a no producir síntomas. ¿Por qué? Muy sencillo: fundamentalmente porque el hígado no presenta terminaciones nerviosas. Pero cuando el hígado ha crecido mucho sí es posible notar algunas molestias o síntomas, sobre todo cuando éste empieza a invadir a otros órganos, como por ejemplo pueden ser el estómago o el páncreas.

Sea como fuere, cuando hablamos de los síntomas de la inflamación del hígado, podemos mencionar a los siguientes:

  • Sensación de malestar.
  • Dolor muscular.
  • Náuseas, con vómitos o mareos en ocasiones.
  • Dolor intenso.
  • Distensión abdominal.
  • Sensación de pesadez, situada en el abdomen del costado derecho.
  • Cuando el hígado inflamado avanza, se produce ictericia (consistente en la coloración amarillenta/anaranjada de la piel).
  • Cambio en el color de las heces o de la orina.

Las causas pueden ser en realidad sumamente diversas, dado que debemos tener en cuenta no solo la grandísima diversidad de funciones en las que participa y que realiza el hígado, sino que también existen muchos padecimientos, enfermedades y patologías que lo afectan.

Por tanto, las causas de la inflamación del hígado pueden ser las siguientes, sobre todo las más comunes:

  • Consumo de alcohol, lo que habitualmente genera a su vez hígado graso (conocida médicamente como esteatohepatitis hepática alcohólica).
  • Sobrepeso y obesidad.
  • Hepatitis: A, B y C.
  • Insuficiencia cardíaca congestiva.
  • Enfermedad por almacenamiento de glucógeno.
  • Mononucleosis infecciosa.
  • Sarcoidosis.
  • Carcinoma hepatocelular.
  • Síndrome de Reye.
  • Cirrosis biliar primaria.
  • Leucemia.
  • Enfermedad de Niemann-Pick.
  • Intolerancia hereditaria a la fructosa.
  • Esteatosis (hígado graso causado por obesidad, diabetes y triglicéridos altos).

En el déficit de vitamina B 2 la lesión más importante que se presenta es la queilosis angular; suele ser el signo más temprano y característico de la carencia de dicha vitamina. Se caracteriza por inflamación de las comisuras labiales, erosión, ulceración, formación de fisuras y áreas pálidas alrededor de las dos comisuras, con tendencia al agrietamiento e infección secundaria. 78,79

Síndrome de Peutz-Jegher

En 1921 Peutz observó, en 7 miembros de una familia, la presencia de pigmentos mucocutáneos asociados con pólipos gastrointestinales de tipo hamartomatosos. Posteriormente, en 1949, Jeghers presentó más de 22 casos con la misma asociación, a la cual se le denominó entonces síndrome de Peutz-Jeghers. 80-82

El síndrome de Peutz-Jegher es una entidad hereditaria autosómica dominante, clínicamente asintomática desde el punto de vista intestinal. Se presenta como un síndrome de sangramiento digestivo alto o, rara vez, bajo. Su evolución hacia el cáncer de intestino es rara. 83,84 Se sospecha su presencia en aquellos pacientes que presentan pigmentos mucocutáneos de color marrón a negro o manchas de color café con leche, de un diámetro inferior a los 5 mm, originados por depósitos de melanina en forma de placas, similares a las efélides, y localizadas especialmente en toda la cavidad bucal, es decir labios, lengua, carrillos, vestíbulos y paladar. 85,86

En muchas ocasiones, las lesiones orgánicas que se relacionan con diversas enfermedades del aparato digestivo se asocian con alteraciones sensoriales de la cavidad bucal, aunque estas también pueden presentarse en pacientes con trastornos digestivos sin lesiones orgánicas de la cavidad bucal.

Dentro de las lesiones sensoriales que con mayor frecuencia aquejan los pacientes que acuden a las consultas de estomatología y gastroenterología, se encuentran el síndrome de ardor bucal y las alteraciones del gusto.

Síndrome de ardor bucal o glosodinia

Constituye una alteración sensitiva dolorosa de la boca, de patogenia desconocida, caracterizada por una sensación de ardor o quemazón en la mucosa de la cavidad bucal, especialmente de localización lingual, en ausencia de lesiones bucales, es decir, en presencia de una mucosa bucal normal. La mayoría de los pacientes con síndrome de ardor bucal son adultos de edad avanzada, sobre todo, mujeres posmenopáusicas. Se estima que la prevalencia en la población general se encuentra alrededor de 1-18 %, y se señala por la literatura internacional que del 75 al 90 % del total de los cuadros de glosodinia cursan sin causa clínica evidente. 87,88

Sin embargo, la glosodinia, asociada o no con alteraciones orgánicas de la boca, está relacionada con múltiples factores etiológicos, fundamentalmente locales, sistémicos y psicológicos.

En esta revisión solo haremos mención a los factores sistémicos, y dentro de estos, a los trastornos digestivos que cursan con glosodinia en presencia de lesiones orgánicas como: despapilación, atrofia, y cambio de coloración lingual (discromía), como se observa en pacientes con síndrome de malabsorción acompañado de ferropenia, hipovitaminosis del complejo B o C, deficiencia de zinc marcada y el síndrome Plummer-Vinson. 89,90

Por otro lado, en enfermedades digestivas como esofagitis por reflujo gastroesofágico, gastritis crónicas, úlceras gastroduodenales y en el síndrome de intestino irritable, los pacientes pueden manifestar la presencia de glosodinia sin lesiones orgánicas de la cavidad bucal. 87

Alteraciones del gusto

Muchos pacientes refieren sensación de sabor amargo, metálico, bilioso o salado acompañado o no de lesiones orgánicas de la cavidad bucal, lo cual debe ser interpretado como uno de los síntomas de enfermedades esofágicas, gastroduodenales (úlcera gástrica y duodenal), hepatobiliopancreáticas (litiasis vesicular, hepatitis o pancreatitis crónica). Asimismo, este síntoma se manifiesta en la gran mayoría de los pacientes con antecedentes de tratamiento quirúrgico por enfermedades digestivas (síndrome poscolecistectomía, gastrectomía y pancreatectomía). 91,92

Una vez descritas las características semiológicas de las lesiones bucales relacionadas con las enfermedades digestivas, podemos concluir que la exploración de la cavidad bucal debe ser inevitable, pues el diagnóstico de estas entidades es básicamente clínico, lo que permitirá llevar a cabo una terapéutica adecuada de la lesión y mejorar la calidad de vida del paciente.

Many of the lesions of the mucosa in the oral cavity are related to anatomical and functional disorders of the organs of the digestive system. Some of them are part of the clinical picture of the entity and others appear as complications of them. Generally, they have an immunological, nutritional, or deficiency origin. These lesions are difficult to be treated and that's why it is important to know the clinical characteristics making easy an adequate interpretation, and to follow a suitable therapeutic conduct at the same time. An updated review of the semiological features of the oral lesions corresponding to the clinical picture of diverse digestive diseases is presented, so that the general physicians, clinicians, stomatologists and gastroenterologists be able to diagnose and give a better guidance and treatment to the patients.

Key words: lesions of the mucosa in the oral cavity, digestive diseases.

PROF. EDGAR LOPATEGUI CORSINO
M.A., Fisiología del Ejercicio
Universidad Interamericana de PR - Metro, Facultad de Educación, Dept. de Educación Física
PO Box 191293, San Juan, PR 00919-1293
[Tel: 250-1912, X2286; Fax: 250-1197] INTRODUCCIÓN Las enfermedades crónicas o incapacitantes son aquellas que comunmente se adquieren por medio de estilos de vidas inapropiados, aunque siempre hay que considerar que existen factores généticos de naturalez hereditaria que concierne a estas condiciones. La diferencia entre una condición crónica y una infecto-contagiosa se fundamente sobre el hecho de que las enfermedades degenerativas crónicas no son transmitidas mediante el contacto personal.
Las enfermedades crónica tienen las siguientes características:

  • Comunmente estas enfermedades toman un período de tiempo prolongado para que se desarrollen.
  • Estas enfermedades ocasionan una destrucción progresiva de los tejidos.
  • Interfieren con la capacidad del cuerpo para funcionar de forma óptima.
  • Algunas enfermedades degenerativas crónicas pueden prevenirse; es posible minimizar los efectos de alguna enfermedad.
Muchas de estas enfermedades crónicas son las primeras causas de muerte en Puerto Rico y en muchos otros países, particularmente aquellos desarrollados.
Algunas de estas condiciones son, a saber: enfermedades del corazón y circulatorias, tales como las las cardiopatías coronarias (enfermedades de las arterias coronarias del corazón o aterosclerosis coranaria), las condiciones hipertensas, claudicación intermitente; cáncer; diabetes sacarina; accidentes cerebrovasculares (e.g., apoplejía o derrame cerebral); enfermedades pulmonares; problemas en la espalda baja; enfermedades óseas (e.g., osteoporosis) y reumáticas (e.g., artritis rematoide, osteoartritis, entre otras); condiciones renales (e.g., nefritis); enfermedades hepáticas (del hígado), entre otras.

ATAQUE CARDIACO (INFARTO AL MIOCARDIO)

Las enfermedades cardiovasculares son la causa principal de las muertes en Puerto Rico y Estados Unidos.

B. Aterosclerosis Coronaria

1. Las arterias coronarias:

Son la fuente única de irrigación sanguínea del músculo cardíaco (el miocardio). Cualquier interferencia (oclusión) importante con el flujo sanguíneo a través de ellas puede trastornar el funcionamiento del miocardio, provocando inclusive la muerte súbita.

2. El concepto de aterosclerosis:

Aterosclerosis es el proceso mediante el cual se depositan y acumulan sustancias grasas en las paredes interiores de las arterias. Si este proceso degenerativo continúa, las arterias se endurecen (arterosclerosis) y reducen su diámetro. Dicha enfermedad se conoce como cardiopatía coronaria cuando las arterias del corazón son las afectadas. En esta etapa, la obstrucción de las arterias coronarias llegan a un grado en que el suministro sanguíneo resulta insuficiente para satisfacer las necesidades de el músculo del corazón (miocardio). Si dicho estrechamiento de las arterias coronarias se agrava, o si un coagulo de sangre (trombo) se desprende y se atasca dentro de una arteria muy estrecha, el corazón sufrirá un infarto al miocardio, o sea, la muerte de una zona del músculo cardíaco.

a. Aquella condición que se produce cuando no llega suficiente sangre y oxígeno a una parte del músculo del corazón (miocardio), lo cual eventualmente ocasiona muerte (infarto) de la región cardíaca afectada.

b. Significa necrosis o muerte de una porción del músculo del corazón debido a la interrupción o reducción de su provisión de sangre.

c. Significado del termino infarto: Se refiere al área de tejido muerto que resulta de una circulación inadecuada en el miocardio.

Descripción de una enfermedad clínica asociada con la oclusión trombótica aguda de una de las principales arterias coronarias.

Describe la obstrucción súbita de una arteria coronaria, ya sea como resultado del desarrollo de un trombo, por una hemorragia e inflamación dentro de la pared interna de la arteria o por un embolo que se aloja en ésta.

a. Dolor súbito en el pecho producido por una disminición en el suministro sanguíneo y de oxígeno hacia el músculo del corazón (miocardio) a causa de una enfermedad aterosclerótica en las arterias del corazón.

b. Los ataques de angina de pecho frecuentemente estan relacionados con el esfuerzo físico, el estrés emocional y la exposición al frío intenso.

c. El dolor puede aliviarse por el reposo y la dilatación de las arterias coronarias mediante medicamentos a base de nitroglicerina.

1. Marcada reducción en el suministro sanguíneo a una parte del músculo del corazón.

2. Ausencia de provisión sanguínea hacia el músculo cardíaco debido a una obstrucción en una de sus arterias coronarias (éstas suplen sangre al corazón), producido por:

Este ocluye la arteria y se forma sobre la superfice de una placa aterosclerótica.

Capítulo 127 Cáncer colorrectal

Capítulo 128 Otras enfermedades del colon y del recto

Capítulo 129 Enfermedades anorrectales

Sección XI Tratamientos adicionales para pacientes con enfermedades digestivas y hepáticas

Capítulo 130 Probióticos y trasplante de microbiota fecal

Capítulo 131 Medicina complementaria y alternativa

Capítulo 132 Cuidados paliativos de pacientes con enfermedades digestivas y hepáticas

1.- En la DM existiría un desvalance entre factores que reparan y dañan los nervios dado por alteraciones metabólicas, vasculares y tal vez hormonales.

- Polineuropatias Axonales crónicas (ej. DM, IRC): Las más frecuentes. El daño tiende a ser relacionado a la longitud de los axones, siendo los más largos los primeros en afectarse, por lo que los síntomas comienzan a nivel de las extremidades inferiores. Los síntomas sensitivos a menudo preceden a los síntomas motores. El paciente típicamente se presentan con una lenta y progresiva pérdida sensorial y disestesias, tales como adormecimiento o sensación de quemadura o dolor en la planta de los pies o anormalidades leves de la marcha. A medida que la enfermedad progresa, empieza leve debilidad de las piernas y pueden ser seguidos de síntomas en las manos, lo que produce una pérdida de sensibilidad en distribución de guante y calcetín. El adormecimiento en casos severos se puede extender proximalmente afectando los músculos intercostales y causando pérdida sensitiva a nivel esternal.

Lenta velocidad de conducción.
Dispersión de potenciales de acción evocados.
Conducción en bloque.
Marcada prolongación de latencia a distal.

Amplitud reducida de los potenciales compestos evocados.
Velocidad de conducción relativamente conservada.

EMG: El patrón de actividad eléctrica de un músculo (EMG), se mide a través de un electrodo de aguja que se inserta en la masa muscular. La naturaleza y el patrón de las alteraciones observadas, dependen de la afectación de los distintos niveles de la unidad motora (conjunto formado por una neurona del asta anterior de la médula espinal, su axón, sus uniones neuromusculares y todas las fibras inervadas por este axón).

Test de Laboratorio Standard

- La reducción de la exposición a toxinas endógenas o exógenas es el más importante paso en el tratamiento y prevención de la progresión de las polineuropatías axonales. Por ejemplo evitar la ingesta de alcohol en los pacientes con daño secundario a éste. En pacientes con DM, un estricto control de las glicemias puede ayudar a mantener la función nerviosa.

Tratamiento de los síntomas y Prevención de complicaciones Manejo del Dolor:

- Antidepresivos Tricíclicos: han sido la principal terapia en las polineuropatías dolorosas y son más efectivos que los Inhibidores de la Recaptura de Serotonina (IRS).

- Terapia física de rehabilitación.
- Uso de Cabestrillos y aparatos de asistencia para caminar.
- Prevención de la formación de úlceras en los pies.

Junto al manejo del dolor, constituye uno de las principales metas en el tratamiento de este tipo de pacientes.

- Inmunoglobulinas IV en altas dosis: 2 gr/kg peso, por cinco días.
- Plasmaféresis: 40 a 50 mg/kg por 4 a 5 días.
- Kinesioterapia motora.
-Ventilación mecánica en los casos que llegan a requerirlo.

El uso de corticoides no ha mostrado utilidad.
Con este tratamiento puede producirse recaída entre la segunda y tercera semana.

De textos

1. Braunwald E., Fauci A., Kasper,D., Harrison`s Principles of Internal Medicine, 15† Edición, Editorial McGraw-Hill, New York, año 2001.

3. Fuller, GN, Jacobs, JN, Guiloff, RJ. Nature and incidence of peripheral nerve syndromes in HIV infection. J Neurol Neurosurg Psychiatry 1993; 56:372.

…ergético, es posible que desencadene episodios de insomnio. Por contener mucha fibra, es posible que produzca gases y diarrea. No es recomendada su consumo en periodos de gestación y lactancia materna. Usos medicinales de la maca: La maca se puede utilizar como suplemento nutricional y obviamente como aliemento, tradicional para las zonas andinas. En capsulas o mezclar en zumos: desde una gramo y medio hasta tres por día. Maca gelatinizada:…

…gerir la maca es comprándola en polvo y consumirla con agua o jugos. Se puede usar la raíz como alimento, hirviéndola con agua por varios minutos o se puede dejarla secar y consumirla como cereal. También existe la harina de maca, que se puede utilizar en pan, tortas, etc. El té de maca es de fácil preparación, se hierve el equivalente a una taza de agua, agregar una cucharadita de raíz de maca machacada, luego dejar unos minutos más al fuego,…

…tabel. Brócoli. Zanahoria. Arroz integral. Ajo. Huevos. Espinaca. Melón. Papaya. Banana o plátano. Tomate. Germen de trigo. Cebolla. Repollo. Sandía. Nuez. Limón. Soja. Hongos. Semillas de alcaravea. Pimienta de cayatena. Cúrcuma. Abundante agua. Abocados. Eneldo. Naranja. Frutos rojos. Semillas de lino. Atún. Caballa. Sardinas. Tendencia actual: ataque al higado que comer ataque de higado que comer…

…a el nacimiento de bebes prematuros. Controla menstruaciones abundantes. Cómo se toma el aceite de higado de bacalao: Puede consumirse en perlas durante la época invernal o dos o tres cucharadas diarias del aceite. Aceite de higado de bacalao contraindicaciones: Perdida de apetito, nauseas y vómitos. Indigestión y acidez estomacal. Diarreas. Mal aliento. Dolor en el abdomen. Puede causar hemorragias. Tendencia actual: vaginas buenas Buenas…

La esteatosis hepática o hígado graso es una afección de origen metabólico y consiste en la acumulación anormal de grasa, mayoritariamente en forma de triglicéridos, en la célula hepática. Hay dos tipos de esteatosis: esteatosis microvacuolar de daño celular agudo y esteatosis macrovacuolar que produce un daño crónico. Entre sus causas se encuentran el alcohol, la diabetes, la obesidad, el colesterol, la hipertensión, diferentes tipos de drogas…

La cirrosis hepática es una enfermedad de tipo crónica que se va desarrollando de forma lenta en el hígado, produciendo sobre el tejido hepático continuas y excesivas cicatrices que paulatinamente van impidiendo el correcto funcionamiento del hígado, que conlleva a demás una alteración en la circulación sanguínea. Se ha demostrado que la cirrosis hepática resulta se da con más frecuencia en hombres mayores de cincuenta años, aunque sus síntomas…

La Hepatitis C es una enfermedad infecciosa que daña principalmente al hígado, por lo general suele ser asintomática, pero la hepatitis crónica puede deteriorar el hígado produciendo una cicatrización que a largo plazo se convierta en cirrosis. Este tipo de hepatitis puede contraerse si la sangre de alguien infectado ingresa a su cuerpo, como por ejemplo: con el pinchazo de una aguja o con algún objeto punzante, aquellos que compartan agujas…

La enfermedad de Wilson es un trastorno hereditario en el que se desarrolla demasiado cobre en los tejidos del cuerpo, provocando daños en el hígado y tejidos nerviosos. Es una enfermedad poco común, ambos padres deben portar el gen anormal para padecer este trastorno. Solo existen un 25% de posibilidades en cada embarazo para que el niño nazca con la enfermedad de Wilson. Esta provoca que el organismo absorba y conserve demasiado cobre que se…

Son muy diversas las causas del dolor de cabeza, en esta ocasión Farmalt les va a facilitar algunos tips para que tengan en cuenta y algunas de las formas que profesionales recomiendan para aliviarlo. Como dijimos son diversas las causas como: tensión emocional, tensión arterial, resaca, infecciones, deficiencias alimenticias, presencia de toxinas en el cuerpo, también pueden provocarla la alergia a algunos alimentos en los que están…

La Hepatitis A es una enfermedad infecciosa causada por el virus (VHA) que se caracteriza por una inflamación en el hígado; no es crónica y no provoca daño permanente en el hígado; el sistema inmune crea anticuerpos para evitar futuras infecciones de esta enfermedad. Se puede contraer el virus VHA, consumiendo agua o alimentos contaminados, también cuando viajamos a países de alto riesgo como Asia, Sur o Centro América. La mejor protección es…

La celiaquía es una enfermedad que tiene muchos más nombres. Entre otras denominaciones de esta especial patología:

  • Intolerancia al gluten.
  • Esprúe.
  • Esprúe no tropical.
  • Enteropatía sensible al gluten.

Pero bajo todas estas nomenclaturas se esconde una dolencia provocado por el daño al revestimiento del intestino delgado. Esto se produce debido a una reacción del mismo cuando la persona come gluten. Dicha sustancia se encuentra presente en el trigo, el centeno, la cebada e incluso la avena. Además, el gluten está en prácticamente todos los alimentos elaborados con estos ingredientes.

Como consecuencia de esta reacción, el intestino es incapaz de absorber los componentes necesarios para el organismo, que contienen los alimentos.